Escuchen la voz de la infancia de Ciudad Juárez

INFANCIA
   "Un, dos, tres por mí y por todos mis amigos", testimonios de su realidad
Escuchen la voz de la infancia de Ciudad Juárez
Por: Estephanye Reyes Aguiñaga
CIMAC | México, DF..- 24/03/2010

Dos de cada 10 habitantes de Ciudad Juárez son niñas y niños de hasta ocho años de edad. Recorren la primera parte de su niñez, en una ciudad violenta, sumida en la tristeza y en la desesperanza. Este es el panorama que nos muestra el libro "Un, dos, tres por mí y por todos mis amigos, Las voces de las niñas y los niños pequeños de Juárez".

Organizaciones de la sociedad civil recogieron en este texto las voces de niñas y niños de entre 4 y 8 años de edad. "El libro tiene forma de abecedario y muestra la importancia del derecho a la participación infantil", explica María de Lourdes Almada de la Mesa de Infancia de Ciudad Juárez.

"Es increíble la claridad que tienen los niños pequeños sobre la situación y las broncas, sobre el amor, la calle, la violencia, la ciudad. Los testimonios nos cuestionan y tienen que llamarnos a escuchar el grito de las niñas, niños y jóvenes que están muriendo asesinados en Juárez que es el mismo: ser escuchados, vistos, reconocidos, amados, respetados", precisa la activista.

El libro, que fue presentado simultáneamente en las ciudades de México y Juárez, puede leerse de varias formas: por medio de las imágenes, el abecedario, y de escuchar la voz de niñas y niños, como Zaira de 8 años: "No me gusta ese lugar porque ahí mataron a mi hermano hace dos meses".

"No nos costó mucho trabajo encontrar testimonios sobre la AK-47, dibujos con armas, federales apuntando, fotografías con niños que juegan con pistolas, con uniformes, con guerra, con violencia", expone Nashieli Ramírez, directora de Ririki Intervención Social.

LA VIOLENCIA DE CIUDAD JUÁREZ

Hay formas de medir la violencia, número de muertes, de armas, cartuchos, "pero, a veces se tiene que medir en términos de lo que está construyendo: la restructuración de identidades y personalidades en la niñas, niños y jóvenes de Ciudad Juárez", explicó Mario Luis Fuentes del Centro de Estudios e Investigación en Desarrollo y Asistencia Social (CIESAS).

En la vida cotidiana, de la infancia en Ciudad Juárez, se refleja el miedo como efecto de la violencia "de manera directa mediante la pérdida de sus padres o familiares, el confinamiento o el impacto de ser testigo de algún enfrentamiento. Pero también, de manera indirecta los marca la imposibilidad de salir a la calle, de jugar en un parque", refiere Nashieli Ramírez.

La violencia en Ciudad Juárez es resultado de la insuficiencia en políticas públicas y la política social "para poder abordar estas dimensiones no sólo de las carencias objetivas sino subjetivas, donde la calle se convierte de un espacio de todos en el lugar más temido", comentó Mario Luis Fuentes.

Las recientes acciones del gobierno federal para responder a la demanda de la ciudadanía juarense "están desarticuladas". "Algo peor que no escuchar, es oír y no tomar en cuenta lo que se dice".

"Es parte de una profunda arrogancia de no entender que la exclusión, la desigualdad, la marginación de Ciudad Juárez no es producto de la oleada de violencia sino del abandono de una ciudad", expuso Fuentes.

APUESTA A UN FUTURO SIN VIOLENCIA

La propuesta final de las organizaciones con este libro es fomentar un proyecto de futuro sin violencia y el llamado para las autoridades hecho por Lourdes Almada es para que escuchen la voz de la infancia:

"Yo duermo a los pies de mi mamá. Antes dormía en el sillón pero la cobija como que me salta, como a Bob Esponja": Raúl, 7 años de edad, al expresarse sobre seguridad.

10/ER/LR/LGL