Piden medidas para acabar con la trata, mujeres progresistas españolas

Trata de Personas
   Día Europeo contra la Trata de Seres Humanos
Piden medidas para acabar con la trata, mujeres progresistas españolas
Por: Teresa G. Espejo
CIMAC/AmecoPress | Madrid, España.- 25/03/2008

España es uno de los principales países de destino de las mujeres víctimas de la trata con fines de explotación sexual.

Cada año, la Guardia Civil identifica a más de 18 mil mujeres, más del 95 por ciento de ellas extranjeras que migran, sobre todo, de América Latina: Brasil, Colombia, República Dominicana, a los que se ha sumado recientemente Paraguay. Las provincias españolas con mayor número de víctimas son Madrid, Toledo, Ciudad Real, Valencia y Palencia.

Son algunos de los datos del estudio Lucha contra la Trata de Mujeres con fines de Explotación Sexual presentado hoy por la Federación de Mujeres Progresistas (FMP) en el Día Europeo contra la Trata de Seres Humanos.

La Federación pide al Gobierno español que adopte medidas urgentes para luchar contra la trata de mujeres y adopte un protocolo de actuación para la asistencia y protección de las víctimas.

La FMP considera prioritario que el Gobierno apruebe en esta legislatura el Plan de Acción Nacional contra la Trata y se suscriba la Directiva europea (2004/81/CE) relativa a la expedición de un permiso de residencia para las víctimas de trata nacionales de terceros países.

Yolanda Besteiro, presidenta de la FMP, es necesario reforzar el intercambio de información entre los Cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado de los países de origen, destino y tránsito "para abordar el problema y tratarlo desde una perspectiva integral".

Apuesta también por "la visibilización" de este delito como una "forma más de violencia ejercida contra las mujeres" y por ello, considera que debería incluirse dentro de la Ley Integral contra la Violencia de Género.

Por otro lado, cuando la policía interviene en los locales "suele confundir el tráfico de inmigrantes con el problema de la trata" y se investiga como si sólo fuera un asunto de regularización administrativa.

El problema en nuestro país deriva, según la FMP, del importante volumen de negocio que generan los clubes.

Estiman que una mujer que haga entre cinco y seis pases diarios, y teniendo en cuenta que el local se queda un 40 por ciento de las ganancias, produce unos mil 900 euros diarios, que suponen unos 57 mil euros al mes, sin contar las cantidades que exigen a las mujeres por su manutención, que oscila entre 20 y 60 euros por día a cada una de ellas.

Respecto al perfil de las víctimas, el 83.1 por ciento trabajaba en su país de origen y el 56.3 por ciento tiene estudios primarios. Además, el 72 por ciento de ellas fueron captadas por personas de su propio entorno.

Muchas "quedan libres" cuando devuelven la deuda contraída con las mafias, pero siguen dedicándose a la prostitución porque no tienen papeles para acceder a otro trabajo, o porque es una salida laboral más rentable que el servicio doméstico, el único sector que les da trabajo.

Esto ocurre en el caso de las mujeres de origen latino americano, pues las mafias que captan víctimas de trata en los países del Este o en África "no las dejan libres nunca", subraya Besteiro.

La feminización de la pobreza y de las responsabilidades familiares es, a juicio de la FMP, las causas de la trata de mujeres, pues la mayoría mantienen a sus familias y lo siguen haciendo bajo la explotación de la red.

Su "vulnerabilidad" se complica con la falta de papeles y el desconocimiento de los derechos que tienen en España.

El estudio presentado por la FMP está formado por dos informes que recogen las estadísticas de la Guardia Civil, la Policía Nacional y las respuestas a 71 cuestionarios realizados a víctimas directas.

La presidenta de la Federación resaltó que reflejan sólo "la punta del iceberg" pues es muy complicado hacer un estudio acorde a la realidad.

08/TGE/CV