Participación Política de las Mujeres
    Rosa Torres González, pionera de la contienda
Derechos políticos femeninos, una lucha de más de un siglo
Por: Erika Cervantes
cimac | México, DF.- 20/05/2003 El próximo seis de julio las mujeres mexicanas contenderán para obtener una curul en la Cámara de Diputados avaladas por la llamada ley de cuotas (30/70), y aunque para ellas no será fácil el triunfo, la oportunidad que tienen de llegar al poder legislativo se debe en gran medida a la lucha que dio Rosa Torres González a principios del siglo XX.

Torres González fue la primera mujer mexicana en ocupar un puesto de elección popular al ser regidora propietaria por el ayuntamiento de Mérida en 1923, durante la administración del entonces gobernador Felipe Carrillo Puerto en Yucatán.

Rosa Torres nació en 1896 en Yucatán, México. A los 14 años de edad se incorporó a la lucha revolucionaria realizando labores de propaganda y en 1913, a raíz del ascenso al poder de Victoriano Huerta, sirvió como espía de los constitucionalistas dentro de las fuerzas federales.

En 1915 al estallar la rebelión de Abel Ortiz Argumedo por la anexión del territorio de Quintana Roo a Yucatán, decretado por Venustiano Carranza, Rosa Torres prestó su servicios como enfermera en la columna militar que comandaba el general Salvador Alvarado.

Al ascender al poder Salvador Alvarado como gobernador de Yucatán, Rosa Torres González inició su carrera como maestra de la escuela de niñas de Santa Ana y dio sus primeros pasos en la lucha por los derechos de las mujeres al formar parte activa en el Primer Congreso Feminista celebrado en Yucatán.

En 1916 durante el Segundo Congreso Feminista en Mérida, Yucatán ocupó el cargo de presidenta al representar a Hermila Galindo e inicia su labor política como propagandista de los partidos yucatecos Motul, Chemax y Acanceh.

A los 26 años de edad, Torres González viajó a la ciudad estadounidense de Baltimore para participar en la Primera Conferencia Panamericana de Mujeres, ahí se conformó la Liga Panamericana de la Mujer, de la fue electa vicepresidenta por Norte América (México, Estados Unidos y el Caribe).

El año de 1923 significó para Rosa Torres González ganar el ayuntamiento de Mérida y organizar con Carrillo Puerto la Oficina Latinoamericana de la Tercera Internacional, que pretendía vincular las clases obreras de Rusia y México.

Durante su gestión como regidora logró abolir las tiendas de raya y en coordinación con Elvira Carrillo Puerto organizó las ligas feministas, que llegaron a ser 45, y la Liga Rita Cetina, a la que ambas pertenecían. Llegó a organizar a cinco mil 500 trabajadoras.

En noviembre de 1923, durante las sesiones del Congreso de Yucatán, distribuyó a los asistentes, en su mayoría varones, el folleto sobre control de la natalidad publicado por Margarita Sanger, lo que desató una polémica pues lo calificaron como inmoral.

Se desconoce la fecha de la muerte de Rosa Torres González, pero su ejemplo ha forjado a lo largo de 80 años el deseo de las mexicanas de acceder a los puestos públicos de decisión.

2003/EC/MEL







       

atención
información producida por cimac, comunicación e información de la mujer
disponible para periodistas y medios de comunicación impresos y electrónicos
por favor citen la fuente

El servicio informativo se realiza gracias al apoyo
brindado por las siguientes instituciones:
John D. and Catherine T. MacArthur Foundation, UNIFEM,
Partner of the Americas, Fundación Heinrich Böll,
GLAMS y The William and Flora Hewlett Foundation.







Todos los materiales realizados por Cimacnoticias (Texto, audio, video y fotografía) son realizados sin fines de lucro, se permite su uso y reproducción siempre y cuando se cite la fuente. No se permiten modificaciones o cambios en los materiales.

Para mayor información escríbenos a: agencia.cimacnoticias@gmail.com