Necesario un grupo crítico de mujeres que incida en la política: Sara Lovera

Participación Política de las Mujeres
    Aún sin contrarrestar la cultura política masculina
Necesario un grupo crítico de mujeres que incida en la política: Sara Lovera
Por: Rafael Maya
cimac | México DF.- 07/03/2002

La presencia de una masa crítica de mujeres que incidan de manera vinculada y potente en todas las organizaciones sociales o políticas, es necesaria para cambiar los modos y formas de hacer política, actualmente dominada por los hombres, exigió la secretaria ejecutiva de Comunicación e Información de la Mujer, Sara Lovera.

En el Foro Internacional: Género y Política, retos y perspectivas, organizado por el partido Convergencia por la Democracia, la periodista explicó que "esta masa crítica implicaría un cambio en las relaciones de poder y permitiría por primera vez a la minoría utilizar los recursos de la organización social, partido político, órgano legislativo o institución para mejorar su propia situación y la del grupo al que pertenece".

Al referirse a la situación de las mujeres políticas en México y su demanda por cuotas de género para los cargos partidistas y de elección popular, Lovera consideró que a pesar de que la presencia femenina en el Poder Legislativo ha aumentado en 14 por ciento "no ha sido posible contrarrestar la cultura política masculina".

"No se trata de obtener puestos o representaciones, así nada más, sino de afectar la cultura de la organización", puntualizó durante su participación en el panel "Derechos políticos de las mujeres y construcción de ciudadanía".

Lovera advirtió que "las mujeres símbolo" --aquellas mujeres políticas que son minoría y carecen de poder en grupos donde dominan los varones-- influyen en el dominio de la idea de la "neutralidad sexual", que pondera la "calidad de cada candidato individual, y no en su género", la cual resquebraja los argumentos para cambiar la ley electoral con relación a las cuotas.

Las mujeres al interior de las instituciones y en general no mejorarán nunca su situación, sin el apoyo de las organizaciones civiles de mujeres y sin el mejoramiento socioeconómico e ideológico de la sociedad, resumió.

Por su parte, la integrante de Milenio Feminista, Patria Jiménez. expuso que ante la llegada al poder de la derecha es necesario que el movimiento feminista en México reivindique la "ciudadanía plena", como un proceso dialéctico en el que "una sociedad democrática no puede permitir la exclusión de ninguno de sus integrantes".

Dijo que la ciudadanía debe impactar en el discurso, las políticas y las prácticas públicas para garantizar un desarrollo sustentable y participar en temas como la salud, los derechos humanos, políticos, sexuales reproductivos y culturales.

En tanto, Lucila Díaz, catedrática en la Universidad de la Plata en Buenos Aires, Argentina, hizo un recuento de las movilizaciones sociales "de desobediencia civil" en ese país sudamericano desde finales del año pasado, a raíz de la severa crisis económica y política desatada por las medidas gubernamentales.

Destacó la amplia participación de la población femenina en las asambleas barriales, que "surgieron como territorios existenciales par la profundización democrática", y que sin liderazgos, jerarquías ni presencia de partidos y sindicatos se organizaron espontáneamente en un nuevo tipo de ciudadanía.

Señaló que las feministas también han participado en este proceso, pero que "están aprendiendo", ya que es necesario un debate sobre la perspectiva de género para construir nuevas propuestas ante la globalización.

El Foro Internacional: Género y Política, se realizó en un céntrico hotel en la Ciudad de México, y fue clausurado por el presidente nacional de Convergencia por la Democracia, Dante Delgado.







       
atención
información producida por cimac, comunicación e información de la mujer
disponible para periodistas y medios de comunicación impresos y electrónicos
por favor citen la fuente