Migración
   No vayan al aeropuerto O’Hare si no tienen documentos
Advierte consulado mexicano en Chicago riesgo de deportación
Por: Leticia Puente Beresford/corresponsal
CIMAC | Nueva York, EU.- 12/08/2008 El Consulado mexicano de Chicago, Illinois, lanzó el viernes pasado una advertencia a ciudadanas y ciudadanos mexicanos sin papeles que radican aquí a no ir al aeropuerto Internacional de O’Hare porque pueden ser detenidos y deportados de los Estados Unidos.

La agencia de noticias AP y Univisión informan lo anterior e indican que la Oficina de Aduanas y Control Fronterizo (ICE), una de las 23 agencias que integran el Departamento (ministerio) de Seguridad Nacional de los Estados Unidos, dependencia que tiene a su cargo la deportación de inmigrantes indocumentados.

Una funcionaria del consulado afirmó que ha revisado al menos una decena de casos este año, en los cuales se evidencia que visitantes provenientes de México fueron detenidas o detenidos, al tiempo que agentes federales de la ICE arrestaban a los familiares que les esperaban en el aeropuerto.

Ioana Navarrete, del Consulado de México en Chicago, afirmó que la mayoría de visitantes que provenían de México eran ciudadanas o ciudadanos estadounidenses que tenían la documentación requerida para su tránsito por Estados Unidos. Pero varios de los familiares que fueron a recibirlos al aeropuerto eran indocumentados y fueron arrestados cuando las autoridades les pidieron que se identificaran.

En tanto, una portavoz del ICE rechazó hacer comentarios sobre los casos en específico, dijo la agencia AP. Según la portavoz, los agentes de algún puerto de arribo tienen la posibilidad de arrestar a cualquier persona que se encuentre indocumentada en los Estados Unidos.

CONSEJOS ANTE LA DETENCIÓN

Ante esta situación, la Unión de Libertades Civiles de Estados Unidos (ACLU) reiteró la importancia de un documento publicado en una de sus páginas de Internet y donde enseña qué puede hacer una persona si la policía, el FBI o los agentes de inmigración la interrogan.

Constitucionalmente, usted tiene derecho a no contestar las preguntas, apunta el grupo. Negarse a responder a las preguntas no constituye un delito, dice. También detalla que se recomienda hablar con un abogado antes de acceder a responder cualquier pregunta, y que las personas interrogadas no están obligadas a hablar con nadie, aunque haya sido arrestado o incluso si se encuentra en prisión.Solo un juez le puede ordenar que conteste preguntas, afirma.

La ACLU también explica que toda persona detenida tiene derecho a hablar con un abogado antes de responder cualquier pregunta, ya sea que la policía le haya informado o no sobre dicho derecho. La tarea del abogado es proteger sus derechos, acota. Una vez que expresa su deseo de hablar con un abogado, los funcionarios deberían dejar de hacerle preguntas.

Recalca asimismo que aunque no tenga un abogado, le puede decir al funcionario que desea hablar con un abogado antes de responder cualquier pregunta. Si tiene un abogado, lleve siempre su tarjeta consigo. Muéstresela al funcionario y solicite llamar a su abogado. Recuerde obtener el nombre, el organismo al que pertenece y el número de teléfono de cualquier investigador que lo visite, y comuníquele dicha información a su abogado, dice la ACLU.

08/LPB/GG/CV







Todos los materiales realizados por Cimacnoticias (Texto, audio, video y fotografía) son realizados sin fines de lucro, se permite su uso y reproducción siempre y cuando se cite la fuente. No se permiten modificaciones o cambios en los materiales.

Para mayor información escríbenos a: agencia.cimacnoticias@gmail.com