Pedirán respeto a derechos ciudadanos de mujeres indígenas

Participación Política de las Mujeres
   Zavaleta encabezará el exhorto en la Comisión Permanente
Pedirán respeto a derechos ciudadanos de mujeres indígenas
Por: Sandra Torres Pastrana
CIMAC | México DF.- 01/07/2008

Mañana miércoles, la diputada Ruth Zavaleta, en nombre de las y los integrantes de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, presentará ante la Comisión Permanente en el Senado de la República un punto de acuerdo para que se hagan valer las garantías constitucionales de las mujeres indígenas.

Se exhortará a los tres niveles de gobierno a garantizar el pleno ejercicio de los derechos fundamentales de las ciudadanas y ciudadanos del país, en particular de las mujeres indígenas.

La Presidenta de la Mesa Directiva de la Cámara emitirá un rechazo absoluto contra toda expresión de exclusión, motivada por condiciones de género, raza, credo, ideología y condición social o económica en todo el país, principalmente en el municipio de Santa María Quiegolani, Oaxaca, dio a conocer en un comunicado el órgano legislativo.

Asimismo, hará un llamado al Gobierno de Oaxaca y a la autoridad municipal de Santa María Quiegolani para respetar y hacer valer los derechos y garantías de las mexicanas y mexicanos, en particular, de Eufrosina Cruz Mendoza.

También solicitará que el Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres) y la Comisión Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) presenten el diagnóstico de la propuesta para reformar el marco legal que suprime el derecho constitucional de las mujeres indígenas a intervenir en procesos electorales en Oaxaca.

El punto de acuerdo considera la violación de los derechos políticos de la contadora pública Eufrosina Cruz, ocurrida el 4 de noviembre del pasado año, cuando se realizaron las elecciones municipales en Santa María Quiegolani, bajo el régimen de usos y costumbres. Durante el proceso, la autoridad responsable le notificó que no tenía derecho a votar ni ser votada en la asamblea comunitaria por ser mujer.

Eufrosina Cruz, que a sus 27 años se convirtió en un referente importante para la lucha de las mujeres indígenas de Oaxaca por hacer valer sus derechos ciudadanos, presentó el 8 de noviembre pasado presentó un escrito ante el Instituto Electoral de Oaxaca con el propósito de que le fueran reconocidos sus derechos constitucionales y se anulara el proceso electoral; sin embargo, la elección terminó por ser avalada.

Lo anterior motivó a la contadora pública a emprender una serie de acciones legales, entre ellas, recurrir al Congreso local y a la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, sin éxito.

El pasado 17 de abril, la Mesa Directiva del Congreso de la Unión invitó a Cruz a exponer ante legisladores los motivos de su lucha y el 8 de mayo diputadas y diputados, encabezados por Ruth Zabaleta, visitaron el municipio de Santa María Quiegolani para conocer de cerca la problemática.

El 24 de junio, en conferencia de prensa en San Lázaro, se le reiteró a Cruz el respaldo político y legal por parte de los legisladores y ella denunció que en las comunidades indígenas "la palabra libertad cuesta mucho y duele demasiado, porque los indígenas no conocen esta palabra".

DERECHOS DE CIUDADANÍA INDÍGENA

La Constitución Mexicana reconoce a 62 pueblos indígenas que viven en el territorio mexicano y, de acuerdo a la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), la población indígena se encuentra presente en una cuarta parte de las localidades del país. Sólo 30 municipios del país, de los 2439 existentes, no tienen presencia indígena.

Las mujeres indígenas, de acuerdo con datos de la CDI, se encuentran entre la población más marginada en prácticamente todos los índices económicos y sociales, incluidos los que revelan su condición respecto a la igualdad de género.

Existen 636 mil 720 mujeres monolingües, frente a 371 mil 083 hombres en esta situación. El rezago educativo de las mujeres indígenas se incrementa conforme avanza el nivel de escolaridad. El porcentaje de niñas que concluyó el ciclo de educación primaria es de 64.3 por ciento, el de los niños es de 68.1 por ciento, en la secundaria sólo el 31.7 de las jóvenes concluyó sus estudios, frente al 35.9 por ciento de los varones.

08/STP/GG/CV