INFANCIA
   OPINIÓN
Los pedófilos se unen y se defienden
Por: Lydia Cacho*
CIMAC | México DF.- 25/06/2008 Un grupo de pederastas se reunieron, primero en persona luego en Internet, para crear el "Internacional Boy Love Day (IBLD)" y aprovecharon el día 24 de junio para reivindicar lo que ellos llaman "sus derechos como hombres adultos a tener relaciones sexuales con niños pequeños".

La campaña viaja por Internet y en cada ciudad --desde Holanda y Bélgica hasta Egipto, Sudáfrica, Argentina, México, Canadá y los Estados Unidos de Norteamérica-- los pedófilos encienden velas azules para reconocerse en las ciudades y pueblos. Algunos llevan tatuajes con las iniciales IBLD, otros han propuesto en el 2008 mandar a hacer stickers para pegar en sus automóviles, en los cuales defienden su derecho a violar niñas y niños menores de edad.

En mayo 30 de 2006 un grupo de pedófilos registró ante las autoridades holandesas un partido político denominado Partido de la Caridad, libertad y Diversidad (Charity, Freedom and Diversity Party, CFDP por sus siglas en inglés).

Lo que este partido solicita es que se anteponga su libertad constitucional y de pensamiento y expresión a los tratados internacionales de defensa de los derechos de niñas y niños. Los miembros del CFDP aseguran que entre ellos hay connotados miembros de la política holandesa, empresarios, padres de familia, maestros, sacerdotes y "todo tipo de hombres libres que han elegido expresar su sexualidad y vida erótica en relaciones libres con niñas y niños".

Dentro de su Manifiesto exigen que se reduzca legalmente la edad de relaciones sexuales consensuadas de los 16 años a los 12 años, que se legalice la bestialidad sexual, la pornografía infantil y, por supuesto, todas las formas de violación sexual de menores de edad.

La reacción ante Boy Love Day no se ha hecho esperar. Una fracción de la sociedad elige alejarse del tema que considera desagradable, que genera miedo y repugnancia. Algunos grupos de jóvenes, particularmente en Europa, en aras de expresar sus tendencias progresistas o "inn", argumentan que toda la gente debe tener derecho a expresar sus tendencias políticas, sexuales e ideológicas.

Sin embargo organismos tanto de la sociedad civil, como de cuerpos policíacos denominados Ciberpolicías, se dieron a la tarea durante las últimas 48 horas a investigar, bloquear y perseguir las comunicaciones entre pederastas de todo el mundo que durante anteayer y ayer siguen buscando aliados a su causa.

PEDERASTAS O PEDÓFILOS

Pederasta viene del griego paiderastís: de paidó niño y esrastís, amante. La pederastia es la práctica sexual con niñas y niños menores de edad. La pedofilia es la atracción sexual del adulto por los niños, surge de la palabra paidofilia. Históricamente Freud y Lacan establecieron las claves para que en nuestros días en psiquiatría y psicología se considere al abusador de menores de edad como una persona enferma o con patologías producto de situaciones traumáticas.

Algunos investigadores consideran, y es opinión muy extendida en la divulgación científica de hoy (sin argumentos sólidos), que los pedófilos responden a un trauma que arrastran de su propio abuso sexual en la infancia.

Los científicos Kelly y Lusk apuntan que la activación sexual del pedófilo puede ser una reminiscencia de la infancia. Los primeros escarceos sexuales en la infancia se hacen normalmente con otras niñas y niños pequeños. Según la teoría del aprendizaje social, los pedófilos pueden haberse activado sexualmente en ese momento y entonces sólo les excitan las condiciones físicas de las niñas o niños, por ejemplo, la falta de vello o el tamaño de sus genitales.

También se indica que el aprendizaje se basa en parte en la asociación de fantasías sobre las primeras experiencias sexuales y la masturbación. Incluso los pedófilos pueden haber mantenido a lo largo de su vida las primeras fantasías sexuales de su infancia, que a veces se refieren a niñas y niños.

Estos especialistas omiten explicar que el pedófilo se encuentra en situación de responsabilidad, confianza ante su víctima y de poder por sobre ella. Aunque se ha demostrado que la mayoría de los pederastas son hombres y mujeres que funcionan socialmente de manera normal y que asumen responsabilidad en todas las áreas de su vida.

LOS ESPECIALISTAS, ABUSO INFANTIL

El psicólogo clínico argentino Jorge Garaventa, uno de los más reconocidos especialistas en abuso sexual infantil en América Latina, asegura que "El maltrato y abuso sexual hacia la niñez se dan en una situación desigual en donde un adulto tiene el poder y utiliza su superioridad para el placer que le proporciona su víctima, aniquilada y sometida".

El especialista asegura que el abuso sexual de un adulto a un menor de edad, así como la violación, no responden a una necesidad o a un impulso sexual, sino a un acto de poder y sometimiento que se expresa a través de una expresión erotizada.

Varias especialistas de las nuevas corrientes de psicología humanista que atienden a menores de edad víctimas de violencia sexual opinan respecto a los viejos argumentos de la pederastia como una patología incontrolable. Aseguran que no es correcto pretender que quienes incurren en tales prácticas son prisioneros de la cultura, ya que hay un momento de definición subjetiva, donde, con dolor o sin él toda persona elige un camino. Si bien es cierto que desde las culturas griega y romana la pederastia era socialmente aceptada, y durante siglos la cultura patriarcal ha silenciado esta forma de violencia específica, que forma parte de la violencia social.

¿SANAR A LOS PEDERASTAS?

Hasta la fecha no existe un solo estudio científico que demuestre que los tratamientos psiquiátricos contra la pedofilia funcionen a largo plazo. La cárcel tampoco. Muchos de los casos más sonados de Estados Unidos y el más reciente en Austria son de hombres que estuvieron encarcelados por delitos sexuales y al salir de prisión siguieron cometiendo dichos delitos, pero con mayor encono y violencia. Varios países discuten la castración química para desactivar el área del cerebro que controla la libido; no está demostrado aún su poder de desactivación.

Mientras los pedófilos organizan su partido político y fomentan redes de abuso sexual infantil, se estima que únicamente uno de cada 36 casos de violación es denunciado en México. Los reportes de la UNICEF dicen que alrededor de 246 millones de niñas y niños son sujeto de explotación infantil en el planeta. Basta imaginar lo que sucedería si no se detiene el fenómeno que pretende normalizar la violación de niñas y niños menores de edad.

* Publicado en www.lydia cacho.net.

08/LC/CV/GG







Todos los materiales realizados por Cimacnoticias (Texto, audio, video y fotografía) son realizados sin fines de lucro, se permite su uso y reproducción siempre y cuando se cite la fuente. No se permiten modificaciones o cambios en los materiales.

Para mayor información escríbenos a: agencia.cimacnoticias@gmail.com