Migración
   Gloria Saucedo, de organización Parlamento Migrante
Campaña de odio contra migrantes, represalia por movilizaciones
Por: Leticia Puente Beresford/corresponsal
CIMAC | Nueva York, EU.- 05/03/2008 Gloria Saucedo, representante en Los Ángeles de la organización Parlamento Migrante, afirmó ayer en un comunicado leído ante los medios de comunicación que parte del brote de odio racista y las últimas actuaciones y represalias policiales en contra de las y los migrantes lo atribuyen al fracaso del debate migratorio en el Congreso y también al gobierno de George W. Bush.

Saucedo, en un mensaje difundido por Univisión, apuntó que en respuesta a las grandes movilizaciones de 2006 y 2007, el Gobierno republicano lanzó una campaña de odio y terror, degradando la dignidad humana de las familias trabajadoras y separándolas con redadas y deportaciones.

Gane Hillary Clinton, Barack Obama o John McCain, les decimos que la reforma migratoria no puede esperar ni un día ni un año más, enfatizó Saucedo.

En este sentido, la organización califica de inaceptable la decisión del Congreso de demorar la discusión de la reforma inmigratoria hasta después de que se celebren las elecciones presidenciales del próximo noviembre.

En la lectura del manifiesto, la organización añadió que el grupo también reclama los derechos de los 4.5 millones de niñas y niños ciudadanos con madres y padres indocumentados, pide la abolición de los fronteras del país y el tratado comercial NAFTA y la inmediata detención a la guerra de Irak.

PRIMERO DE MAYO

Parlamento Migratorio también anunció que el próximo primero de mayo "declararemos al mundo que los y las inmigrantes no somos criminales, somos trabajadores y trabajadoras internacionales, dijo Gloria Saucedo.

La manifestación nacional, que agrupará a diversas organizaciones como la mexicana Parlamento Migrante, se reunió el lunes con 450 líderes en la capital estadounidense, al mismo tiempo urgió al gobierno a poner freno a las redadas y a las separaciones de familias.

Por su parte Javier Rodríguez, representante de la organización, también de California, hizo un llamado a este colectivo para que salgan sin miedo de sus hogares y se unan a las movilizaciones del próximo 1 de mayo.

El 25 de marzo y el 1 de mayo de 2006, recordó Rodríguez, los manifestantes hicieron historia al enseñarle la cara al mundo y decirle que "soy un ser humano y mi trabajo y mi familia valen", en relación a las manifestaciones de hace dos años por la defensa de los derechos de las y los inmigrantes.

El representante californiano vaticinó que en este momento las y los indocumentados tienen las cartas a su favor, ya que los ciudadanos latinoamericanos respaldan con su voto electoral los intereses de las y los inmigrantes del país y ambos candidatos demócratas son partidarios de una reforma migratoria.

Los republicanos no tendrán la mayoría, ni la presidencia de Estados Unidos, y tanto Hillary como Obama han manifestado sus promesas de legalización, aseguró Rodríguez.

Entonces, ahora les toca a los inmigrantes –anotó-- que tienen que salir a defenderse este 1 de mayo, el "Súper Jueves" del inmigrante, con dignidad y valor para que se escuche su voz.

La marcha pretende ser una unidad solidaria que una, en una misma causa humanitaria, las peticiones de inmigrantes, tanto documentados como indocumentados y trabajadores nacidos en el país.

08/LPB/GG







Todos los materiales realizados por Cimacnoticias (Texto, audio, video y fotografía) son realizados sin fines de lucro, se permite su uso y reproducción siempre y cuando se cite la fuente. No se permiten modificaciones o cambios en los materiales.

Para mayor información escríbenos a: agencia.cimacnoticias@gmail.com