Madres de Juárez levantan huelga de hambre frente a Segob

NACIONAL
Feminicidio Ciudad Juárez
   Quedan pendientes demandas; mala salud les impide continuar
Madres de Juárez levantan huelga de hambre frente a Segob
CIMACFoto: César Martínez López
Por: Angélica Jocelyn Soto Espinosa
Cimacnoticias | México, DF.- 08/10/2014

Pese a no lograr acuerdos en todas sus peticiones, madres de mujeres desaparecidas y asesinadas en Ciudad Juárez, Chihuahua, levantaron ayer la huelga de hambre y el plantón que mantuvieron durante 15 días en esta ciudad.
 
El pasado 23 de septiembre, Malú García Andrade, fundadora de la organización Nuestras Hijas de Regreso a Casa, Berta Alicia García y Silvia Banda Pedroza (cuyas hijas fueron asesinadas en Juárez), comenzaron un plantón y un ayuno afuera de la residencia oficial de Los Pinos para exigir una audiencia con el titular del Ejecutivo, Enrique Peña Nieto.
 
Las madres demandaban a la Secretaría de Gobernación (Segob) y a la Procuraduría General de la República (PGR) el cumplimiento de las 10 peticiones que ambas dependencias aceptaron desde 2013.
 
Al no ser recibidas por el Ejecutivo, las madres llevaron su plantón el pasado 1 de octubre a las inmediaciones de la Segob para que su titular, Miguel Ángel Osorio Chong, las recibiera tal y como lo hizo el 30 de septiembre con alumnos del Instituto Politécnico Nacional (IPN), que rechazaron el nuevo reglamento y los planes de estudio de la institución.
 
Las madres mantuvieron por siete días más su ayuno antes de que la fiscal especial para los Delitos de Violencia contra las Mujeres y Trata de Personas (Fevimtra), Nelly Montealegre Díaz, y Joaquín Torrez Osorno, director de Atención a Víctimas de la Subprocuraduría de Derechos Humanos, Prevención del Delito y Servicios a la Comunidad –ambos funcionarios de la PGR–, las atendieran.
 
Dos mesas de trabajo celebradas el 5 y 6 de octubre derivaron en que la PGR se comprometiera a que a finales de este mes el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) exhumará los restos de quien se cree es Fabiola Yanet Valenzuela, hija de Silvia Banda Pedroza, a fin de confirmar su identidad.
 
Además, el próximo martes 14 de octubre la PGR publicará en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la autorización de las recompensas (por millón y medio de pesos) para contribuir a la búsqueda de siete mujeres desaparecidas en Ciudad Juárez.
 
Luego de esa fecha, según se acordó con las autoridades, se celebrará una reunión (en un plazo no mayor a 10 días) con las familias beneficiarias para definir la campaña con la que se promoverán las recompensas.  
 
Otro compromiso fue que la Fevimtra atraerá los expedientes de las hijas de Silvia Banda Pedroza y de Berta Alicia García (las dos madres que realizaron la huelga de hambre en representación de otras mujeres de Juárez), y remitirá un desglose de las averiguaciones a las autoridades de Chihuahua.
 
Finalmente, la PGR se comprometió a que antes de que finalice noviembre próximo informará los avances en el cumplimiento de la sentencia que la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CoIDH) emitió en 2009 en contra del Estado mexicano, por el asesinato de tres jóvenes en el predio conocido como “Campo Algodonero”, en Ciudad Juárez en 2001.
 
No obstante, quedó pendiente la identificación de más de 80 cuerpos de mujeres que están en el Servicio Médico Forense (Semefo) de la urbe fronteriza, y que la Subprocuraduría Especializada en Investigación y Delincuencia Organizada (SEIDO), de la PGR, informe sobre el avance en las investigaciones de ocho casos de mujeres desaparecidas.
 
Un pendiente más fue que no hubo un compromiso para no reducir ni eliminar las medidas de protección otorgadas por la Unidad de Derechos Humanos de la Segob a la defensora Malú García Andrade, a su madre, Norma Andrade, y a su descendencia, debido a que han recibido amenazas y sufrido atentados por su labor humanitaria.
 
Tras la huelga de hambre que duró 15 días y pese a la existencia de un oficio firmado por la Presidencia de la República, en el que se aceptaba una audiencia de las madres con el Ejecutivo, Peña Nieto no accedió a recibir a las mujeres ni se pronunció al respecto.
 
No obstante, las madres decidieron poner fin al ayuno debido a sus precarias condiciones de salud, pero anunciaron que vigilarán el cumplimiento de estos primeros acuerdos para después desarrollar una estrategia para el cumplimiento del resto de sus peticiones.
 
14/AJSE/RMB