Migración
   Concluyó el seminario sobre relaciones de género
La migración promueve la equidad de género
Por: Guadalupe Vallejo Mora
Cimac | Cuernavaca.- 23/06/2005

El fenómeno migratorio que vive Dalton, Georgia, en los últimos años, ha permitido a las latinas y en general a las mexicanas "empoderarse", esto es tomar decisiones informadas para beneficio de ellas, sus familias, su pareja y la comunidad, afirmó aquí Roberta Fernández, investigadora de la Universidad de Georgia.

Recordó que más allá de dedicarse únicamente a las tareas del hogar o el cuidado de los infantes, las nuevas emigrantes han salido por necesidad a buscar un trabajo, acudir a la escuela de inglés o de cómputo e incluso el llevar a los infantes al doctor, lo que les ha permitido en principio salir de su entorno y así poder compartir las responsabilidades diarias.

"Aunque generalmente las mujeres siguen teniendo menos poder que el hombre dentro de la familia, generalmente tienen más autonomía y acceso a los recursos que los que tenían en México", destacó Fernández al participar en la novena sesión del seminario Relaciones de Género, Empoderamiento Femenino y Cultura.

La doctora en Lengua y Literaturas Romances por la Universidad de California en Berkeley, observó asimismo que, al emigrar, el varón ingresa a una cultura diferente donde se ve liberado de "ataduras o estereotipos", de ahí que no ve mal que su pareja le ayude a solventar los gastos. "Se así hacia una equidad de género", acotó.

"Además, al no sentirse observado cambia su mentalidad. Esto por supuesto no es de la noche a la mañana, es resultado de un proceso que puede llevar varios años pero que en el caso de Georgia se ha dado en los últimos cinco años, al igual que en poblaciones ubicadas al sur de los Estados Unidos como son Alabama, Arkansas, Carolina del Norte, Carolina del Sur y Tenneessee".

Para Fernández, quien se identifica como tejana de quinta generación en la frontera tejano-mexicana, la llamada "Nueva Migración" o "El Nuevo Sur", llega a establecer "nuevas raíces". La presencia femenina es cada vez más notoria, si se toma en cuenta que de los 24 millones de latinos en los Estados Unidos, 16 millones (66.9 por ciento) son mexicanos, y de ellos el 39.0 por ciento son mujeres.

En su ponencia "En el Norte las mujeres mandan: La transculturación como empoderamiento para las mexicanas recién llegadas al estado de Georgia, Estados Unidos", la autora de una novela (Intaglio: A novel in Six Stories y de Fronterizas), destacó que las actividades en las que se emplean las mujeres en Georgia no varía mucho de las tradicionales: limpieza de casas, servicio de comida y cuidado de las y los niños, así como de ancianas y ancianos.

Dijo que en el año 2000, en Dalton, un pueblo al Norte de Georgia, cerca de la frontera con el estado de Tenneessee, una cuarta parte de la población era latina; la gran mayoría mexicana y su mano de obra había resucitado a la industria de las alfombras, desplazando a los lugares tradicionales de emigración como California y Texas.

Al recordar una cita de Irene Cacique, investigadora del Centro Regional de Investigaciones Multidisciplinarias (CRIM), en el sentido de que el empoderamiento "otorga a las mujeres el acceso y control sobre los recursos necesarios, así como el poder para tomar decisiones informadas", Roberta Fernández, quien continuará su estudio sobre las mujeres latinas de Georgia y prepara el libro Ahora Somos Latinas: Narratives of the New Geordians, destaca que detrás de todo el avance que han observado las mujeres en ese lugar tiene como referencia el que han asumido a cabalidad su papel como pobladoras.

Esto es, el salir a conseguir un empleo fijo, asistir a reuniones escolares relacionadas con los infantes, socializar y adquirir formas de asistencia pública y privada. "Todo ello ha dado paso a una transculturación, entendida ésta como la manera en que grupos subordinados o marginados seleccionan e inventan rasgos de la cultura dominante y aunque no pueden controlar lo que proviene de ella, sí pueden determinar hasta cierto punto lo que van a adquirir y para que lo van a usar".

Con la novena sesión Relaciones de Género, Empoderamiento y Cultura, concluyó el Seminario organizado por el CRIM, institución dependiente de la UNAM, y se informó al mismo tiempo del próximo seminario, Género y Violencia, que será impartido de septiembre de 2005 a enero de 2006. La entrada es libre y se otorgarán constancias de participación. Mayores informes 01 (777) 329-0803 y 317 5299, ext. 112 con Irene Cacique o Luz María Vázquez García, coordinadora General y Técnica del Seminario, respectivamente.

05/GV/GM









Todos los materiales realizados por Cimacnoticias (Texto, audio, video y fotografía) son realizados sin fines de lucro, se permite su uso y reproducción siempre y cuando se cite la fuente. No se permiten modificaciones o cambios en los materiales.

Para mayor información escríbenos a: agencia.cimacnoticias@gmail.com