Trata de Personas
    Las modalidades del delito son origen, tránsito y destino
Un millón de niños, víctimas de trata en el mundo
Por: María de la Luz González, enviada
Cimac | Puebla.- 01/03/2006

La trata de personas alcaza dimensiones alarmantes entre la población infantil con un millón de víctimas de este ilícito cada año en el mundo, alertó este miércoles Fernando García Robles, de la Organización de Estados Americanos (OEA).

En su conferencia magistral "La trata de personas, un problema Hemisférico", en el marco del ciclo de conferencias "La trata de Personas, Desafío Internacional", afirmó que el delito se comete en todos los países de la región bajo tres diferentes modalidades: como origen, tránsito o destino.

El especialista, administrador del Proyecto de la Sección contra la Trata de Personas de la OEA sostuvo que si bien este fenómeno es un grave problema en América Latina, ocurre en todo el mundo, y las causas que lo generan son diferentes en los países destino de las que lo provocan en los países de origen.

"Entre otras, la necesidad económica, la responsabilidad de manutención familiar, el abuso físico y sexual, el desempleo y la corrupción", situaciones de las que se aprovechan personas individuales o bandas criminales para explotar esta forma de esclavitud moderna, manifestó.

Muchas de estas causas, son también parte esencial de la trata de personas que se produce al interior de los estados, ya que esta no tiene siempre como destino otros países, sino que se da con frecuencia al interior de las naciones, "un tema poco reconocido y abordado en foros internacionales", consideró.

Señaló además que aún cuando se han identificado algunas rutas empleadas por los tratantes de personas, no es posible establecer un mapeo definitivo, porque no son estáticas, sino que evolucionan dependiendo delas condiciones políticas, sociales y económicas de los Estados.

"En esa medida, las instituciones de seguridad nacional e internacional tienen que atender el problema", consideró.

García Robles también destacó que, pese a la existencia de un instrumento internacional, el Protocolo de Palermo, firmado y ratificado por casi todos los países de la región, todavía existe un cierto grado de confusión entre trata y tráfico de personas.

El tráfico de es, esencialmente, el paso ilegal, sin documentación, de una persona hacia otro país, y constituye un atentado contra el Estado correspondiente, pero la trata implica violaciones a los derechos humanos de las personas, toda vez que implica alguna o varias formas de explotación: trabajo forzado, servidumbre doméstica, mendicidad, sustracción de órganos, explotación en conflictos armados, turismo sexual y prostitución, precisó.

Destacó que si bien la mayoría de los Estados de la región han asumido el Protocolo de Palermo que define e identifica todas estas formas de esclavitud moderna, y están adecuando sus legislaciones a este instrumento internacional, es necesario también involucrar a la sociedad civil en la prevención y erradicación del problema.

"Los marcos legales son puntos de partida de suma importancia, ya que sin los mismos no podrá seguirse un proceso a las personas o bandas criminales que la practican y, por otro lado, estas personas serán victimizadas una y otra vez, como suele suceder cuando se les califica como inmigrantes ilegales", subrayó.

Con la creación de marcos jurídicos nacionales, precisó, se busca proteger la privacidad e identidad de las víctimas, indemnizarlas, garantizar su seguridad física, darles asesoramiento legal y asistencia médica, así como la aplicación de medidas adecuadas para prevenir este flagelo.

En México, el Senado aprobó en diciembre pasado la Ley Federal para Prevenir y Sancionar la Trata de personas, cuya aprobación está pendiente en la Cámara de Diputados.

Algunas cifras
El Grupo promotor de Legislación Antitrata de Personas informó que de acuerdo con la ONU 27 millones de personas sufren esclavitud y servidumbre en el mundo, esto es más de dos reces en número estimado de africanos que se vendieron en 250 años de tráfico trasatlántico de esclavos antes de su abolición a fines del siglo XIX.

Los beneficios ilícitos de esta práctica, destacó el organismo, ascienden a unos 32 mil millones de dólares y cada víctima les reporta a los tratantes ganancias por 13 mil dólares.

De acuerdo con la Unión Europea, 500 mil mujeres son víctimas de trata cada año, y , según la Organización Internacional del Trabajo, 2 millones 500 mil personas en todo el mundo son obligadas a realizar trabajos forzados.

Otros datos indican que 43% de las víctimas de trata son explotadas sexualmente, 32 % son objeto de explotación económica (servidumbre, agricultura, trabajo en fábricas, mendicidad, etc.) y, del total de víctimas, 56% de mujeres y niñas son explotadas económicamente, frente a 44 % de hombres y niños. En el caso de explotación sexual, una abrumadora mayoría, el 98% corresponde a mujeres y niñas.

06/MLG/LR









Todos los materiales realizados por Cimacnoticias (Texto, audio, video y fotografía) son realizados sin fines de lucro, se permite su uso y reproducción siempre y cuando se cite la fuente. No se permiten modificaciones o cambios en los materiales.

Para mayor información escríbenos a: agencia.cimacnoticias@gmail.com