En caso Mexicana "nos quieren vencer por hambre"

   Trabajadoras resisten estrategia de desgaste de SCT
En caso Mexicana "nos quieren vencer por hambre"
Por: Guadalupe Cruz Jaimes
CIMAC | México, DF.- 10/11/2011

Detrás de la pretensión de declarar en quiebra a Mexicana de Aviación están en juego intereses económicos que benefician a aerolíneas como Volaris y American Airlines, los cuales "pareciera" tienen más peso para las autoridades que rescatar a una empresa nacional y mantener más de 8 mil empleos, más de 2 mil de mujeres.

Lo anterior, lo refirió a Cimacnoticias Patricia Conde, secretaria del Trabajo del Sindicato Nacional de Trabajadores de Transportes, Transformación, Aviación, Servicios y Similares (SNTTTASS), quien mencionó que a 14 meses de la suspensión de labores de Mexicana, la apuesta del gobierno federal es desgastar a las y los trabajadores. "Nos están queriendo vencer por hambre", dijo.

Sin embargo, aseguró, las y los pilotos, sobrecargos y el personal de tierra "estamos decididos a salvar nuestra fuente de empleo", pese a que "el gobierno pareciera que tiene la consigna de quebrar la empresa".

En esta lucha permanecen sin percibir salario desde hace más de un año, alrededor de 6 mil trabajadoras y trabajadores sindicalizados y 2 mil de confianza. En el SNTTTAS las mujeres representan el 40 por ciento de las y los 2 mil 500 empleados que conforman el personal de tierra.

En la Asociación Sindical de Pilotos de Aviadores (ASPA) hay mil 168 personas que laboraban para Mexicana, Click y Link, de los cuales 27 son mujeres.

Mientras que en la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación (ASSA) las mujeres representan el 70 por ciento de las mil 500 personas empleadas en esa aerolínea.

"Las prórrogas, los obstáculos para los posibles inversionistas, forman parte de un juego para desgastarnos, en lo que se llega el tiempo que estableció el juez para declararla en quiebra", plazo que se cumplirá el próximo miércoles.

Detrás de las múltiples barreras para capitalizar la empresa y mantener más de 8 mil empleos, sostuvo, están "intereses personales y económicos de las aerolíneas que están sacando provecho de todo esto".

La sindicalista refirió que hasta el momento las aerolíneas beneficiadas son Aeroméxico, Interjet, Viva Aerobús y Volaris. A esta última empresa, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) recién le otorgó 33 rutas internacionales que pertenecían a Mexicana.

Las empresas extranjeras también "han sacado provecho", denunció: Continental Airlines, American Airlines, Delta Airlines y la española Iberia.

En tanto, más de 8 mil trabajadoras y trabajadores capacitados están sin empleo, quienes a pesar de tener experiencia y en algunos casos certificación internacional no han podido emplearse porque les piden que renuncien a la aerolínea, "y eso implica una pérdida de derechos, como la liquidación".

Conde refirió que al tiempo que la SCT ha cedido las rutas de Mexicana a otras empresas, ha cerrado las puertas a diversos inversionistas que han mostrado capacidad financiera para capitalizar a la aerolínea, como Iván Barona.

Al respecto, Antonio Vargas, vocero de ASPA, dijo a Cimacnoticias que el martes pasado las organizaciones sindicales acudieron a la SCT con Barona, y en "una muestra de desprecio por las y los trabajadores y por la lucha emprendida por los sindicatos para rescatar la empresa", el titular de Comunicaciones, Dionisio Pérez Jácome, no estuvo presente.

Por ese motivo, ayer cientos de pilotos, sobrecargos y personal de tierra decidieron cerrar las calles para protestar por el desinterés de las autoridades. Este hecho propició "el uso excesivo" de la fuerza pública, pues las y los trabajadores fueron levantados violentamente por los granaderos y 11 pilotos fueron detenidos, entre ellos el dirigente del gremio, Fernando Perfecto Cruz.

El vocero de ASPA calificó la agresión como "un atropello y una muestra de cómo el gobierno federal está resolviendo los conflictos laborales en México".

Tras el enfrentamiento, hoy los sindicatos informaron que Pérez Jácome recibirá a Iván Barona y Mikhael Shamis, inversionistas interesados en recapitalizar a Mexicana de Aviación.



11/GCJ/RMB/LGL