Rechazan en Haití semillas donadas por empresa Monsanto

Especial - Emergencia en Haití
   Marchan para advertir peligro de transgénicos
Rechazan en Haití semillas donadas por empresa Monsanto
Por: María Suárez Toro
CIMAC/RIF | Puerto Príncipe, Haití..- 25/06/2010

Las semillas donadas en mayo por la compañía multinacional Monsanto no fueron bien recibidas en Haití por productoras y productores agrícolas.

La empresa Monsanto, acusada internacionalmente de crear dependencia alimentaria, mediante la distribución de semillas híbridas, donó en mayo 130 toneladas de semillas de maíz y de hortalizas y ofreció otras 345 toneladas de los mismos productos durante el próximo año.

Las importaciones del donativo y la distribución del mismo a campesinas y campesinos en Haití había sido aprobada por Emanuel Prophete, ministro de Agricultura del gobierno de Preval, quien dijo que los agricultores del país no conseguirían buenas semillas por el impacto del terremoto que azotó el país el pasado 12 de enero.

Prophete afirmó al periodista Sebastan Walter de la agencia al Jazeera que al inicio tuvo dudas pero que todas fueron aclaradas por la Monsanto quien le aseguró que las semillas no eran transgénicas.

Las semillas de maíz y tomate entre otras, fueron distribuidas en Haití por el Programa Cuencas para Recursos Ambientales Naturales (Watersheds Initiative For National Natural Environmental Resources - WINNER) que busca aumentar la producción agrícola y es financiado por la Agencia Internacional de Desarrollo de los Estados Unidos (USAID), además de ser el Programa que brindará apoyo técnico sobre el cultivo y sobre los fertilizantes y pesticidas.

Mouvman Peyizan Papay (Movimiento de Papaye MPP), una de las principales organizaciones campesinas de Haití rechazó las semillas con una marcha a la que asistieron más de 10 mil campesinas y campesinos vestidos de rojo el pasado 4 de junio.

Los manifestantes marcharon 7 kilómetros hasta Hinche, localidad agrícola en la región de Plateau Central. Rechazaron las semillas y los productos Monsanto, quemándolas simbólicamente.

Todas las personas que tocaron las semillas usaban guantes, lo que reflejó que sabían del peligro. En cambio un vendedor de productos agrícolas en la zona, Jethro Shannon, dijo a Al Jazeera que actualmente vende sacos de esas semillas que le fueron entregadas como donación, pero que nunca le dijeron qué tipo de semillas eran.

10/MST/LR