Necesario, reforzar atención materna en 5 municipios de Puebla

Mortalidad Materna
   Observatorio de Violencia Social y de Género
Necesario, reforzar atención materna en 5 municipios de Puebla
Por: Anayeli García Martínez
CIMAC | México, D.F..- 26/02/2010

La Secretaría de Salud (SS) y el programa del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) "Oportunidades" aún tienen rezagos en materia de salud materna en términos de calidad, cobertura, accesibilidad, sensibilidad a las especificidades culturales y promoción y respeto de los derechos humanos de las mujeres usuarias del estado de Puebla.

Este es el diagnóstico en salud materna del Observatorio de Violencia Social y de Género de la Sierra Norte de Puebla (OVSG-SNP), una organización de la sociedad civil, que auspiciada por el Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS) y la Fundación MacArthur, realizó una investigación sobre el nivel participativo de los servicios de salud materna disponibles en 5 municipios del estado.

De acuerdo con el estudio, las mujeres de la Sierra Norte de Puebla necesitan que las instituciones de salud atiendan partos en clínicas de primer nivel, debido a que con frecuencia son canalizadas a hospitales que se encuentran hasta a 5 horas de distancia de las localidades de origen, lo cual les puede causar partos con complicaciones.

A través de entrevistas al personal de salud y a usuarias de los servicios en los municipios de Ahuacatlán, Camocuautla, Cuetzalan, Hueytlalpan y San Felipe Tepatlán, se encontró que las pacientes son canalizadas a clínicas de alto nivel sólo cuando presentan partos complicados, cuando el parto es en días u horarios no hábiles, o por miedo a que la paciente muera.

El Observatorio también elaboró estadísticas que indican que en el primer trimestre del 2009 la Secretaría de Salud del estado de Puebla reportó 10 muertes maternas en los municipios de Ahuazotepec, Jalpan, Puebla, Quimixtlán, Tepetzintla, Xiutetelco y Zacapoaxtla.

Estas defunciones fueron de jóvenes de 10 a 39 años. Mientras que para el segundo trimestre del 2009 en Cuetzalan y Hueytlalpan se habían atendido 2 mil 789 embarazadas en las clínicas de primer nivel, de las cuales 146 eran embarazos de alto riesgo, siendo las principales causantes de la morbilidad, la edad, preeclampsia y diabéticas con problemas de presión alta.

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) que tiene a su cargo Unidades Medico Rurales en Camocuautla y San Felipe Tepatlán había registrado en el segundo trimestre del 2009, 30 embarazadas, 23 de alto riesgo siendo la multigesta (mujeres con más de un embarazo), cesárea previa y la edad -menores de 16 años y mayores de 40- las principales causas que provocaron la morbilidad. En ese periodo atendió 4 partos, de los cuales 3 presentaron complicaciones que fueron derivados al Hospital General de Zacatlán.

Otro requerimiento por la ciudadanía es que se promocione y respete la partería, ya que las instituciones han prohibido a las parteras que atiendan partos y su intervención se ha limitado a sobar o a atender a la paciente durante el puerperio.

Ante esto, las mujeres indígenas se encuentran en situaciones de riesgo durante su parto, pues el sector salud se deslinda de su responsabilidad de atenderlas al canalizarlas a hospitales lejanos, además de que prohíbe a las parteras aplicar sus conocimientos.

Una prioridad más es sensibilizar al personal médico a fin de dar buen trato a las pacientes sin que se les cuestione e imponga un modo para vivir su sexualidad y reproducción.

Por otra parte, el Observatorio señala que existe una urgencia de que las parejas de las gestantes sean sensibilizados en materia de violencia pues es un problema que afecta su salud cuando no las dejan acudir a la clínica para llevar un control prenatal o bien, la violencia física, una de las causas de la mortalidad materna.

10/AGM/LR/LGL