23 por ciento de hermosillenses reconoce haber sufrido abuso sexual

VIOLENCIA
   La mitad, cuando tenía menos de 10 años, revela estudio
23 por ciento de hermosillenses reconoce haber sufrido abuso sexual
CIMAC | Sonia Danielle/corresponsal

Hermosillo, Son.- 15/02/2008

De acuerdo con un reciente estudio de opinión llevado a cabo con 970 personas, sobre todo mujeres, de la ciudad de Hermosillo, Sonora, 231 manifestaron haber sido víctimas de algún tipo de abuso sexual y casi la mitad de éstas lo padecieron cuando tenían menos de 10 años de edad.

La dirección de Atención a la Mujer en el municipio de Hermosillo presentó recientemente los resultados del dicho estudio, titulado: Abuso Sexual y Violación no Denunciada en la Ciudad de Hermosillo, llevado a cabo del 22 de octubre de 2007 al 18 de enero de 2008 en una muestra de 970 hermosillenses pertenecientes a 218 colonias de la ciudad.

Fermín Trujillo Fuentes, director de Desarrollo Social del Ayuntamiento de Hermosillo, indicó que éste es el primer estudio de opinión especializado en el tema de abuso sexual y violación que se realiza entre la ciudadanía hermosillense, por lo que sus resultados reflejan datos no conocidos con anterioridad, con los cuales se pretende establecer acciones firmes para contrarrestar la problemática.

La dirección de Atención a la Mujer, en coordinación estrecha con el Sistema DIF Hermosillo, ha trabajado en la prevención de dos de las agresiones con mayor incidencia en la entidad, como son la violación y la violencia familiar, considerados como delitos socio-familiares, los cuales con este estudio reflejan mayor número de casos existentes a los que se tienen registrados según las denuncias interpuestas.

Aunque la cultura de la denuncia ha proyectado un incremento en los registros de éstos delitos, existe una gran cantidad de víctimas que permanecen en el anonimato, es por ello que personal de Atención a la Mujer se dio a la tarea de diseñar y aplicar entrevistas especializadas para profundizar sobre la situación real de éstas transgresiones en la sociedad hermosillense.

El trabajo de aplicación del estudio de opinión se realizó entre el 22 de octubre de 2007 al 18 de enero de 2008 en una muestra de 970 hermosillenses pertenecientes a 218 colonias de la ciudad.

De las 970 personas que participaron en el estudio de opinión, el 83 por ciento son mujeres y el 17 por ciento son hombres, con un promedio de edad de 29.6 años y en su mayoría contaban con la secundaria terminada y casi la mitad de los encuestados manifestaron ser solteros.

El estudio de opinión reflejó que del total de los encuestados (970 personas), 231 manifestaron haber sido víctimas de algún tipo de abuso sexual (se definieron tres grados de agresión sexual: abuso menos grave, grave y muy grave) y casi la mitad de los que aceptaron haber sufrido algún tipo de abuso sexual lo padecieron cuando tenían menos de 10 años de edad.

La encuesta incluía también las figuras más presentes de agresores en la familia, donde se contemplaba al padre, hermano, padrastro, primo y tío; mientras que la extrafamiliar abarcaba al amigo, vecino, padrino, jefe, novio, compañero de trabajo, compañero de escuela, desconocido, asesor espiritual y profesor.

EL 45 por ciento de los que manifestaron haber sufrido de algún tipo de abuso sexual de un allegado que encajaba en la clasificación de familiar, mientras que el 39 por ciento correspondió a las figuras contempladas en extrafamiliar.

Los parentescos más relacionados con el abuso sexual en todas sus connotaciones fueron se realizaron dentro de la familia ya sea por el primo o tío.

De las 231 personas que sufrieron de algún tipo de abuso, el 47 por ciento señaló su propio hogar como el lugar donde fue victimada y sólo el 36 por ciento dijo haberle contado a alguien su experiencia.

Los datos más reveladores del estudio de opinión indican que de todos los casos de abuso sexual reconocidos en la encuesta, sólo 4 de 100 son denunciados ante la autoridad competente, ya que la mayoría de las personas agredidas tienen temor a que se sepa su caso, tienen miedo al agresor, pensaron que nadie les creería o simplemente porque no quieren hablar más de ello.

Sólo el 13 por ciento del total de las personas agredidas han buscado ayuda sicológica para superar el trauma posterior al abuso sexual.

Basados en estos resultados, Blanca Saldaña López, directora de Atención a la Mujer, mencionó que pondrán en marcha una serie de acciones para concientizar a la sociedad sobre el grave problema que se vive y que por temor o por falta de información no se denuncia ni se castiga como es debido.

MEDIDAS CONTRA EL ABUSO

El grupo interdisciplinario de la Dirección de Atención a la Mujer propone: Capacitar a personal docente, padres de familia y a la población en general sobre estrategias para la detección del abuso sexual en menores de edad, así como los cuidados en las y los jóvenes.

Difundir las instancias existentes para la presentación de denuncias de este delito sociofamiliar. Integrar grupos psico-educativos para mujeres adultas sobrevivientes al abuso sexual y a la violación. Ofrecer terapia sicológica individual a personas adultas afectadas por estos hechos.

Realizar campañas de sensibilización de que el abuso sexual en cualquiera de sus manifestaciones es un delito. Y la instalación y promoción de la línea especial 075, donde ya se atienden a personas víctimas de delitos como violación y violencia familiar en el CIAVIM Solidaridad.

08/SD/GG