Incluir a mujeres de lucha transversal contra modelo patriarcal

POBLACIÓN Y DESARROLLO
   Conclusión Foro Social Fronterizo
Incluir a mujeres de lucha transversal contra modelo patriarcal
Por: Socorro Chablé, enviada especial
CIMAC | Cd. Juárez.- 17/10/2006

Con el compromiso de incluir a las mujeres de manera transversal en todos y cada uno de los temas de la lucha global y todas las luchas por la justicia y en contra del modelo capitalista y patriarcal, concluyó aquí el Foro Social Fronterizo, integrado por diversos representantes de la sociedad civil.


El Foro Social Fronterizo forma parte del proceso de lucha generado en el Foro Social Mundial de Porto Alegre, celebrado en 2000, un movimiento social en contra de la política neoliberal y las nuevas formas de colonización e imperialismo.


Mujeres, hombres, jóvenes, pueblos indios, organizaciones sociales, sindicales, de derechos humanos, campesinas y defensoras del medio ambiente de los estados fronterizos de México y los Estados Unidos, reafirmaron aquí su voluntad de acabar con las fronteras.


Se proclamaron como portadores de un conjunto de derechos económicos, sociales, políticos, culturales y ambientales exigibles a todas las autoridades, independientemente de edad, sexo, clase social, raza y condición migratoria.


Denunciaron el feminicidio y la violencia cotidiana contra la mujer en toda la región como una manifestación de la cultura sexista y explotadora de las personas propiciada por el modelo de industrialización, crecimiento urbano salvaje y depredación que se ha impuesto a esta frontera.


Se comprometieron a realizar las medidas necesarias para garantizar a las mujeres de todas las edades a vivir una vida libre de violencia y asumieron la propuesta de las mujeres para proclamar el agua como un derecho humano, comprometiéndose a luchar por evitar su privatización.


Asimismo, denunciaron la construcción del Muro de la Vergüenza por parte del gobierno belicista y autoritario de George W. Bush, porque es símbolo de las fuerzas dominantes.


La acción de las empresas trasnacionales de los agronegocios, de la industria maquiladora y los gobiernos que los apoyan así como las organizaciones multilaterales, como la Organización Mundial del Comercio y de los tratados de libre comercio que pretenden acabar con la soberanía alimentaria de las naciones y de los pueblos, fue otra fuerte denuncia.


Destacaron también las múltiples formas de explotación a que son sometidos miles de trabajadores en ambos lados de la frontera, por parte de las empresas, de las autoridades y de los sindicatos antidemocráticos que no defienden sus derechos.


Se manifestaron finalmente en contra de la Alianza para la Seguridad y la Prosperidad de América del Norte (ASPAN) y el Plan Puebla Panamá, los más recientes mecanismos para consolidar el proyecto neoliberal en Norteamérica.


Nos seguiremos oponiendo a ellos con toda la fuerza del pueblo unido.

06/SCH/LR/CV