Castaños: Violó SS Coahuila derechos reproductivos de víctimas

Violación ejercida por militares
   Interpondrán queja ante Derechos Humanos
Castaños: Violó SS Coahuila derechos reproductivos de víctimas
Por: Soledad Jarquín Edgar/enviada
CIMAC | Monclova, Coah..- 06/02/2007

El Centro de Orientación y Protección a Víctimas de Violencia Intrafamiliar (Coprovi) informó este fin de semana que la Secretaría de Salud del estado de Coahuila incurrió en omisión al no proporcionar píldoras de anticoncepción de emergencia a las 13 mujeres víctimas de violación del municipio de Castaños en julio pasado y, además, este fin de semana personal de esa dependencia filtró a la prensa la existencia de un embarazo producto de esa agresión sexual, cuando la víctima no quería que se conociera la información.


En entrevista con Cimacnoticias, la abogada Sandra de Luna González, presidenta de ese organismo que lleva la defensa de las 13 mujeres violadas en el municipio de Castaños, en la zona conurbada de Monclova, dijo que ante la omisión grave de la Secretaría de Salud y la indiscreción cometida por su personal, se interpondrá una queja ante Derechos Humanos y las instancias correspondientes.


La abogada explicó a esta agencia de noticias que en estos momentos una de las víctimas de los soldados del Ejército Mexicano que violaron a 13 mujeres en la zona de tolerancia de Castaños, tiene seis meses y medio de embarazo, mismo que comprobó el médico cuando el producto tenía cuatro meses de gestación, ya que la joven de 27 años menstruó por cuatro meses pese a que se encontraba embarazada, lo que de acuerdo con el especialista "es posible".


Nosotras, dice De Luna, supimos e hicimos saber en su momento que las mujeres agredidas sexualmente no habían recibido ningún tipo de atención para prevenir embarazos no deseados después del ataque de los soldados realizado el 11 de julio pasado.


La víctima, será madre por segunda vez en la misma circunstancia, es decir producto de violaciones, sostuvo la abogada, quien señaló que la joven se encuentra deprimida y es acosada por los medios de comunicación que este fin de semana se presentaron hasta su domicilio particular diciendo que ya conocían de su embarazo y que se enteraron por la Secretaría de Salud.


La presidenta de Coprovi lamentó la indiscreción del personal de la Secretaría de Salud de Coahuila, a cargo de Raymundo Verduzco, ante la actitud de los medios de comunicación y señaló que es el segundo error cometido por parte de la institución de salud contra las víctimas del caso Castaños.


Ahora, dijo, analizamos la posibilidad de presentar este caso como medio de prueba en el juicio que se sigue contra los ocho soldados detenidos y encarcelados en el penal de Monclova ?en tanto que otros tres están prófugos y uno fue liberado la semana pasada- para lo cual se tendría que hacer la prueba de ADN, que sería determinante.


Dijo que la víctima manifestó que si hubiera conocido que estaba embarazada habría recurrido a su derecho al aborto, pues no desea tener otro hijo producto de una violación. Ante ello, explicó la abogada, sólo restaría solicitar la pensión alimenticia y una indemnización para esta joven de 27 años de edad.


De Luna González también dio a conocer que, de acuerdo con la joven trabajadora de la zona de tolerancia de Castaños, el soldado que la agredió es uno de los que se encuentran detenidos y a quién se le rompió el condón al momento de la agresión sexual.


Cabe señalar que de acuerdo con la Norma Oficial Mexicana de Planificación Familiar, la anticoncepción hormonal poscoito "Es un método que pueden utilizar las mujeres en los tres días siguientes a un coito no protegido con el fin de evitar un embarazo no planeado" y "Después de un coito practicado de manera involuntaria sin protección anticonceptiva". "Cuando se esté usando un método anticonceptivo y se presuma falla del mismo, por ejemplo en caso de: a. Ruptura o desprendimiento del condón durante el coito".


07/SJ/GG