Jornadas denuncian violencia en México y Guatemala

VIOLENCIA
   Lucha contra impunidad en feminicidio
Jornadas denuncian violencia en México y Guatemala
Por: Leticia Puente Beresford/corresponsal
CIMAC | Nueva York.- 11/05/2007

A la denuncia de "impunidad", en la que quedan la mayoría de los asesinatos y casos de violencia sufridos por mujeres en México y Guatemala, que emprendió Amnistía Internacional (AI) por Europa, se suma el reclamo que hará la activista por los derechos humanos Bianca Jagger al presidente mexicano, Felipe Calderón, para que los militares que violen y asesinen mujeres "no gocen de fuero militar".


También, en la Universidad de Stanford se llevará a cabo una cumbre en la que se examinarán las desapariciones de cientos de mujeres en México y Guatemala, la cual llevará por título Femenicidio. Asesinato sancionado. Raza, género y violencia en el contexto global.


Conjuntamente con AI y para dar testimonio de la situación de los asesinatos de mujeres en esas naciones, estarán en el Reino Unido el guatemalteco Jorge Velásquez -padre de la joven Claudina, quien apareció muerta con un tiro en la frente en agosto de 2005- y la mexicana Neil Arias, abogada que defiende a mujeres indígenas del estado de Guerrero, al sur de México. A esta gira, que el próximo sábado pasará por Londres, Edimburgo (Escocia) y Belfast (Irlanda del Norte), se sumará también Bianca Jagger, activista de derechos humanos.


Bianca escribirá una carta al presidente de México, Felipe Calderón, en la que transmitirá su preocupación por la impunidad que rodea las muertes violentas de las que son víctimas las mujeres mexicanas, afirmó Arias en una entrevista a la agencia EFE en Londres.


La activista reclamará a Calderón que reforme las leyes mexicanas para que los militares que violen y asesinen a mujeres no gocen de fuero militar que les concede inmunidad ante la justicia, añadió.


Arias y Velásquez, que han vivido y viven muy de cerca el dolor por la muerte violenta de mujeres, atribuyen la responsabilidad de esta situación a los gobiernos latinoamericanos que, a su parecer, destinan muy pocos recursos para garantizar la seguridad y la

justicia de su población.


Según Neil Arias, el gobierno de México no esta preocupado porque haya un respeto de los derechos humanos de la población en general.


Para Velásquez, la corrupción ha llevado a una incorrecta aplicación de los recursos. No se invierte en seguridad. Hay una indiferencia estatal que provoca una ola de impunidad que alienta al asesino.


Señala que es la negligencia de las autoridades lo que propicia la media anual de seis mil muertes violentas, sin distinción de género, que, según denuncia, se producen cada año en Guatemala, principalmente por armas de fuego.


Hemos tenido que acudir a instancias internacionales precisamente porque no vemos la reacción de nuestros gobiernos. Lanzamos un grito de angustia a la comunidad internacional para que haga reaccionar a nuestros países, dijo Velásquez.


Nuestra misión acá es dar a conocer la situación real que vivimos cada uno en nuestro país porque lo que aquí (en el Reino Unido) se conoce de ellos son sólo cosas buenísimas, remarca Arias.


FEMICIDIO EN MÉXICO


Por su parte la televisora Univisión informó que madres de víctimas, activistas, académicos y artistas se reunirán en la Universidad de Stanford para hacer un llamado de atención y examinar los asesinatos y desapariciones de cientos de mujeres en países como México.


La conferencia Femenicidio. Asesinato sancionado. Raza, género y violencia en el contexto global será presentada por Estudios Chicanos y han sido invitadas las escritoras y periodistas mexicanas Elena Poniatowska, Lydia Cacho y Rita L. Segato, entre otras.


"Se puede hacer mucho para denunciar los casos y cualquier atropello a los derechos humanos, dijo a EFE la cineasta Lourdes Portillo, una de las ponentes y quien en 2001 filmó el documental Señorita extraviada acerca de las mujeres asesinadas en Ciudad

Juárez.


En la última década, en Juárez ciudad fronteriza con EU se han reportado más de 400 asesinatos de mujeres. La mayoría de los casos permanecen impunes pese a las constantes denuncias de organizaciones defensoras de los derechos humanos.


Portillo agregó que este fenómeno esta pasando en

muchos lugares.


En Guatemala más de 700 mujeres desaparecen al año y en Canadá han sido asesinadas 100 mujeres en los últimos años.


Por su parte Ivonne Yarbro-Bejarano, directora de Estudios Chicanos del Centro de Estudios Comparativos en Raza y Etnicidad, informó que desde el 16 al 19 de mayo próximo se llevará a cabo una conferencia activista, no una académica que busca detener el problema.


La catedrática explicó que han establecido un tiempo durante la conferencia para que las y los expertos se reúnan y desarrollen planes y soluciones a este problema global con la esperanza que los gobiernos los puedan usar de manera concreta.


Yarbro-Bejarano aclaró que este es un pequeño esfuerzo para tratar de detener el feminicidio.


El evento estará acompañado de una exhibición de arte ubicada en el edificio Tresidder Union. Esta exhibición se compone de vestidos en colores llamativos que cuelgan de 400 cruces rosadas que simbolizan los asesinatos no resueltos de mujeres en Ciudad Juárez.


Para la académica, el siglo XXI esta demostrando ser una época de extrema violencia global para la mujer.


Yarbro-Bejarano señala el crecimiento de organizaciones criminales de drogas, trata de personas y armamento, y la indiferencia de los gobiernos como unas de las causas que han incidido en el aumento de este tipo de delito.

07/LP/ML/CV