Llaman a evitar división de organizaciones civiles

Población
   Recuerdan labor de la sociedad durante los terremotos
Llaman a evitar división de organizaciones civiles
CIMAC | México.- 19/09/2006

A 21 años de los terremotos que azotaron la ciudad de México los días 19 y 20 de septiembre de 1985, la Consejera de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), Clara Jusidman Rapoport, lamentó que el contexto político actual divida a las organizaciones de la sociedad civil, y que éstas no muestren la solidaridad que surgió a raíz de la tragedia.


En un comunicado, la CDHDF, añadió que "ahora, con lo que estamos viviendo, las organizaciones se van a ir para un lado o para otro, y yo creo que poner en el centro de la discusión los derechos fundamentales de las y los mexicanos siguen siendo una tarea fundamental de las organizaciones civiles".


Consideró que las organizaciones tienen que evitar ser cooptadas de uno u otro lado en proyectos personales o de acceso al poder que no conducen a nada benéfico.


La Presidenta y fundadora de Iniciativa Ciudadana y Desarrollo Social (INCIDE), recalcó que el aprendizaje que dejaron los sismos de 1985 es que, si la ciudadanía se organiza, es posible superar los problemas. Sin embargo, a pesar de la experiencia trágica, aún en las encuestas de cultura cívica aparece un número pequeño de ciudadanos organizados.


"Todavía en México la organización ciudadana es muy pequeña, ya que son pocas las organizaciones civiles, entre ocho mil y 10 mil en todo el país", manifestó.


La también integrante del Consejo Asesor del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) en México, consideró que el mayor aporte de los terremotos que azotaron el Distrito Federal fue la construcción de ciudadanos solidarios y una plataforma para el desarrollo de organizaciones ciudadanas.


Calificó la participación ciudadana en la remoción de escombros y el rescate de sobrevivientes como de "enorme espontaneidad".


"Se aprendió a trabajar colectivamente, porque la sociedad se percató en ese momento del pasmo del aparato público. La ciudadanía superó con mucho al pequeñísimo gobierno que se tenía en ese momento", dijo.


Señaló que aún falta mucho apoyo gubernamental a la formación de organizaciones ciudadanas. "Es importante que las y los ciudadanos no estén solos y trabajen por el progreso y el desarrollo de todos".


"Se ha avanzado poco en el marco legislativo para alentar la participación ciudadana, porque si bien se tiene, a veces los esquemas son costosos y sólo pueden ser utilizados por aquellas que tienen recursos", subrayó.

06/LR