UNAM rinde homenaje a la académica Teresita de Barbieri

   DÍA INTERNACIONAL DE LA MUJER
   52 años de historia feminista
UNAM rinde homenaje a la académica Teresita de Barbieri
Por: Anayeli García Martínez
08/03/2012



/México, DF, 8 mar 12 (CIMAC).- "Un día me dí cuenta de que todo lo que habían hecho las feministas había que cuestionarlo", señala con una sonrisa en el rostro la maestra, investigadora, socióloga y feminista Teresita de Barbieri.

Con esa sinceridad relata cómo pasó de ser una activista en contra de las dictaduras militares a una de las principales exponentes del feminismo en América Latina, cuando se dio cuenta de que "el problema era real", sí había desigualdad entre mujeres y hombres.

A través de sus investigaciones y gracias a su vida como profesionista, madre y esposa, se dio cuenta de que existían diferencias de género que era necesario escudriñar para poder cambiar y transformar las sociedades en espacios más igualitarios.

Desde finales de los años 60, de Barbieri comenzó a investigar el movimiento feminista latinoamericano, la salud reproductiva, el laicismo, la población y el desarrollo, logrando análisis exhaustivos que publicó en diversos artículos y libros.

En 1973, con el golpe militar en Chile país donde residía y el cual tuvo que abandonar para exiliarse en México, se dedicó a la academia en el Instituto de Investigaciones Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), institución que este 8 de marzo le rendirá un homenaje.

A propósito de este acto, la investigadora recuerda cómo llegó al feminismo y cómo descubrió su vocación como analista de "las condiciones de la mujer y el género" que la llevó a ser parte de un grupo de mujeres que impulsaron políticas a favor de la población femenina.

Teresita nació el 2 de octubre de 1937 en la ciudad de Montevideo, Uruguay, y en 1968 parte a Santiago de Chile, donde radica y adopta las demandas de los grupos izquierdistas que se oponían a los regímenes dictatoriales en la región.

Durante el gobierno de Salvador Allende -cuya fotografía destaca en su estudio- se dio cuenta de las diferencias de clases sociales. "Sin dejar de ser izquierda" tenía que luchar por las causas feministas.

Cuando llegó a México en 1973, realizó un estudio sobre el trabajo doméstico a través del cual reflexionó sobre la condición laboral de las mujeres, un tema que conocía muy bien, ya que por sus constantes viajes, siempre tuvo una trabajadora que le ayudó con el cuidado de sus dos hijos y de la casa.

Así empezó a forjar su análisis que hoy ha inspirado a otras investigadoras, activistas sociales y a estudiantes de la máxima casa de estudios de México, un éxito que la acercó al periodismo, una trinchera donde colocó la importancia de los temas de género en los medios.

De Barbieri fue invitada por Lourdes Arizpe, para participar como articulista en la revista Fem -publicación de género pionera en América Latina cuyas fundadoras fueron, entre otras, las feministas Alaíde Foppa y Margarita García Flores- donde divulgó las investigaciones sobre género que se realizaban en la academia, y luego escribiría en el suplemento La Doble Jornada, del periódico la Jornada.

Como teórica del feminismo y especialista en género ha ocupado cargos en la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), entre otros organismos internacionales.

Con esa experiencia afirma que a través de estos años se ha avanzado para que las mujeres tengan más espacios; así por ejemplo, recuerda que cuando estuvo en la Cepal, sólo había dos mujeres con cargos importantes, una en relaciones públicas y otra en una dependencia sobre demografía.

Hoy, asegura que en México encontró amigos y compañeros de trabajo que le dieron cariño, respeto y apoyo, y gracias a los cuales han construido la corriente política del feminismo que hoy se investiga en nuestro país.





12/AGM/LGL