Arremeten contra los institutos de las Mujeres

   Poca incidencia de talleres de capacitación: feministas
Arremeten contra los institutos de las Mujeres
Por: Anayeli García Martínez, enviada
CIMAC | Guanajuato.- 04/09/2012

Las mujeres reunidas en esta ciudad, capital del estado del mismo nombre, criticaron las estrategias gubernamentales enfocadas a promover la perspectiva de género en la administración pública, al asegurar que los talleres de sensibilización poco ayudan al bienestar de las mujeres.

Las activistas congregadas en el encuentro internacional sobre "Incidencia de los movimientos feministas regionales en los procesos de empoderamiento de las mujeres", advirtieron que los talleres de sensibilización y las publicaciones tienen un impacto limitado.

Irene Victoria López, ex directora del Instituto de la Mujer Guanajuatense (Imug), participó en el encuentro para explicar la experiencia de este organismo gubernamental en la implementación de la perspectiva de género a través de talleres de sensibilización y sistemas de indicadores.

Sin embargo reconoció que estas estrategias son incipientes y no ayudan a cambiar la realidad de las mujeres en sus hogares o comunidades, debido a que los pocos funcionarios capacitados y sensibilizados en género no siempre se quedan en sus puestos.

Agregó para que un programa tenga impacto tiene que estar sostenido en el tiempo y la voluntad política de los servidores públicos. "Quizás en algunas acciones sí hubo impacto: en proyectos de atención y prevención de la violencia", recalcó la ex funcionaria.

Al respecto, Ángeles López, del Centro de Derechos Humanos Victoria Díez, organización con trabajo en el bajío de México, indicó que desde las instancias públicas se desarrollan programas aislados que ven a las mujeres como cosas u objetos, pero no como titulares de derechos.

"Los Derechos Humanos ?y entre ellos los derechos de las mujeres? se han burocratizado, se hacen secretarías que no aportan, no cambian, se destinan recursos y energías a la formación y todo sigue igual", dijo al hacer un llamado para generar nuevas formas de incidencia en la administración pública.

Julia Pérez, de Vereda Themis, afirmó que los organismos a favor de las mujeres gastan grandes recursos económicos en talleres de dos horas y no en una verdadera formación, lo que al final se traduce en personas "sensibilizadas" que repiten patrones discriminatorios.

Las feministas señalaron que las instancias municipales dedicadas a fomentar el adelanto femenino no sirven de mucho, pese a que Victoria López aseguró que estas instancias tendrían mejores resultados si contaran con capacitación, diagnósticos sobre género y programas de la mujer.

Las organizaciones también cuestionaron el papel de los institutos de las Mujeres a nivel estatal, instancias creadas a fin de promover el desarrollo de las mexicanas y promover la igualdad entre mujeres y hombres, un papel que cada vez se diluye más.

Es de destacar que la tarea del Imug en esta entidad ha sido cuestionada por la sociedad civil porque al igual que otras instituciones realiza actividades que no aportan al desarrollo de las mujeres, y además tiene una visión conservadora, religiosa y "a favor de la familia".

Incluso en esta entidad conservadora y cooptada por la jerarquía católica hay versiones de que en las reuniones del Imug se hacen llamados a que las mujeres recen juntas, y se dediquen a hacer manualidades o vender productos "femeninos" como una forma de desarrollarse.

Guanajuato fue la única entidad que se negó a votar a favor de la reforma constitucional en materia de Derechos Humanos, y según reportes de organizaciones civiles, en la legislación estatal no están incorporados todos los derechos de las mujeres, la niñez, la juventud y las personas discapacitadas.

Pero es sí, pese a la "capacitación de género" de funcionarios, jueces y legisladores, el estado aprobó una reforma constitucional para "proteger la vida desde el momento de la concepción-fecundación", lo que derivó que seis mujeres indígenas acusadas de aborto fueran encarceladas, caso que provocó el repudio internacional.

En contraste, otras feministas presentes en el encuentro confiaron en el trabajo de capacitación de parte de instancias de gobierno, y aseguraron que con esa estrategia de formación se genera conciencia para que haya un acercamiento con las organizaciones civiles y aprender más sobre los derechos de las mujeres.


12/AGM/RMB