Inicio Acceso de niñas a la secundaria reduce embarazos prematuros

Acceso de niñas a la secundaria reduce embarazos prematuros

Por la Redacción

Las niñas que acceden a educación secundaria tienen seis veces menos probabilidades de casarse a edades tempranas, por lo que garantizar su acceso a este nivel educativo, disminuiría la tasa prematura de fecundidad y aumentaría su calidad de vida.

De acuerdo con el “Cuadro de datos de población y desarrollo económico 2012”, elaborado por Population Reference Bureau (PRB) ?centro de estudios con sede en Washington, EU?, la educación sería una solución para evitar que una de cada siete niñas del sur de Asia, el África subsahariana y algunas zonas de América Latina (AL) se casen antes de cumplir 15 años, y que 38 por ciento de ellas lo haga antes de cumplir 18 años.

En México, la inscripción promedio a la escuela secundaria para las mujeres es de 74 por ciento, frente a 72 por ciento de los hombres. Nuestro país está por debajo de Perú, Colombia y Argentina en cuanto al porcentaje de niñas que acceden a la educación secundaria.

En Perú ambos sexos alcanzan una cobertura de 75 por ciento; en Colombia las mujeres representan 77 por ciento y los varones 71 por ciento en las inscripciones; en Argentina tienen un promedio de 85 y 76 por ciento respectivamente.

Según el estudio del PRB, es menor la inscripción de niñas y niños a escuelas secundarias en los países latinoamericanos y del Caribe con bajos ingresos, en comparación con países de altos ingresos.

Por ejemplo, en El Salvador las mujeres se inscriben en 56 por ciento y los hombres en 54 por ciento. En Guatemala, 39 por ciento corresponde a mujeres, y 41 por ciento a los varones.

RETOS

El PRB destaca que los países en desarrollo deben aumentar los niveles de accesibilidad a educación secundaria, y para ello deben abatir el alto ausentismo docente, la falta de recursos educativos en las escuelas, y el trabajo infantil, toda vez que las y los niños ocupan su tiempo en labores del campo o domésticas.

Si las mujeres cuentan con un alto nivel educativo es más probable que tengan una mejor calidad de vida, y que reciban remuneración por su trabajo, lo que les permitiría tener mayores ingresos tanto para ellas como para sus familias y pagar los estudios de sus hijas e hijos por más tiempo.

Las niñas representan una inversión más rentable en educación que los niños; si ellas estudian la secundaria, se estima que habrá un incremento de 18 por ciento en su salario futuro y los niños sólo percibirán un incremento de 14 por ciento, explica el PRB.

No obstante, de las y los menores de edad que no asisten a la escuela a nivel mundial (54 por ciento), la mayoría son niñas. En 28 países, por cada 9 de ellas (o menos) inscritas en algún plantel educativo, se tiene registro de 10 niños; esto ocurre sobre todo en países pobres.

Datos de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO, por sus siglas en inglés), indican que en Guinea (país de África occidental) del total de inscritos a la escuela secundaria, 22 por ciento son mujeres y 35 por ciento son hombres.

12/FAA/RMB/LGL

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

Skip to content