Inicio Afecta más a mujeres el neoliberalismo

Afecta más a mujeres el neoliberalismo

Por la Redacción

Las mujeres resultan las más afectadas dentro del nuevo orden económico social, pues de cada 10 pobres siete son mujeres, afirmó Rosa Cobo Bedia, de la Universidad Autónoma de Madrid.

De acuerdo con datos del Informe de Desarrollo Humano de 1996, las políticas predominantes influyen de manera desigual en las relaciones de género, pues el sector femenino se encuentra en total desventaja en comparación con los hombres y no compiten con las mismas oportunidades.

Así lo afirmó la catedrática en la conferencia Feminismo de la Segunda Ola y Globalización, realizada en el auditorio del CEIIH de la Torre de Humanidades, de acuerdo a un artículo de Alfonso Fernández publicado en la Gaceta UNAM este 22 de enero.

Las trabajadoras figuran como mano de obra estratégica en este proceso de liberalización económica, e igualmente representan un segmento de población importante en todo el mundo.

Al referirse al tema de las maquiladoras, las cuales calificó como “una nueva palanca para la inserción de las economías periféricas en el proceso de globalización”, dijo que sí ofrecen nuevas oportunidades de empleo para mujeres, pero en condiciones propias del siglo XXI.

Agregó que suele empleárseles con contratos temporales y sueldos muy bajos, pues de este modo pueden ser despedidas cuando no alcanzan la más altas tasas de productividad.

Refirió que en el mercado de trabajo mundial es cada vez más marcada la diferencia existente entre trabajadores hombres y mujeres e inmigrantes: mientras los hombres son altamente calificados, y perciben altos salarios, las mujeres no tienen empleos permanentes, y las condiciones para ellas son altamente desfavorables.

NEOLIBERALISMO, CAUSA DE POBREZA

La académica calificó al neoliberalismo como una forma de subordinación de la política económica y que afecta tanto a las sociedades del norte como a las del sur, a todas las clases sociales, etnias, razas y a todo tipo de comunidades.

“Unas veces es enclave de exclusión; otras, de opresión, de una explotación”, sentenció. Y agregó que la globalización no es nada positivo para las mujeres, pues todos los datos avalan la idea del “feminismo de la pobreza”.

UNA ALTERNATIVA AL PROBLEMA

Por otro lado, Cobo Bedia calificó al feminismo contemporáneo como un movimiento social y una tradición intelectual, que ha contribuido en los dos últimos siglos al progreso social y político.

Por ello, afirmó la necesidad de que el feminismo construya un discurso crítico hacia la globalización económica, y apostó porque en ese tipo de movimientos las opciones que se formulen al neoliberalismo tengan como eje la desigualdad de género.

04/AVL/GMT

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más