Inicio Amenaza de ruptura interna en el PT brasileño

Amenaza de ruptura interna en el PT brasileño

Por Raúl Zibechi

A escasos ocho meses de haber asumido el poder en Brasil, el Partido de los Trabajadores (PT) se encamina a su primera crisis por la amenaza de expulsión sobre su sector radical, motivado por el voto de la diputada Luciana Genro contra la Ley de Pensiones del presidente Luis Inazio (Lula) da Silva.

Para la diputada Genro, hija de uno de los dirigentes históricos del PT, Tarso Genro, no hay duda de que el gobierno de Lula da Silva es continuista del de su antecesor Fernando Henrique Cardoso, quien entregó el poder al dirigente obrero el pasado 1 de enero.

En una entrevista, la diputada Genro, amenazada de expulsión del PT por votar contra las reformas a la ley de pensiones, sostiene que el gobierno de “Lula” da Silva ya tiene un rumbo trazado del que no se va a apartar.

“El PT eligió un camino de continuidad con el gobierno de Cardoso con el objetivo de ganar la confianza de los mercados. Luego de ganar esa confianza se inician reformas como la de las pensiones, en acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, que en mi opinión abre las puertas a la privatización de los fondos de pensiones”, puntualizó la diputada.

Sin embargo, la amenaza de expulsión se extiende sobre todo el sector radical del PT. A fines de este mes o a principios de octubre se realizará una reunión de la dirección del partido para decidir sobre la permanencia o no de los radicales entre sus filas.

Para la diputada radical, va siendo hora de alejarse del PT y crear otra fuerza política de izquierda. “Hay sectores que creemos que el PT ya no es un partido de izquierda y están empezando a haber condiciones para crear un partido nuevo.

“Los parlamentarios radicales que seremos expulsados, estamos intentado formar junto a sectores sociales una nueva fuerza política de izquierda”, insistió la diputada Genro, para quien “el camino elegido (por el presidente Lula da Silva) es muy categórico en el sentido de la profundización del modelo neoliberal”.

“No hay ningún síntoma de fuerzas internas en el gobierno que pretendan realizar un viraje. Por otro lado, las alianzas imponen límites a la voluntad de algunos sectores del gobierno”, insistió.

Señaló como ejemplo que en el primer semestre de este año el gobierno pagó miles de millones de dólares en intereses de la deuda externa, una cantidad importante de ellos salió de los aumentos de impuestos a la población.

“Creo que es un camino erróneo y cobarde, porque favorece a los grandes grupos económicos y ataca los intereses de los trabajadores… Además se recortaron gastos de salud”.

“Para tener un crecimiento importante con distribución de renta –concluyó- se debe romper con los organismos financieros internacionales. Por otro lado, no creo que la burguesía paulista esté en condiciones de promover una ruptura con el capital financiero internacional, del cual es dependiente”.

2003/RZ/GMT/MEL

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más