Inicio Amenazados de muerte hijos de dos integrantes de la OFP

Amenazados de muerte hijos de dos integrantes de la OFP

Por Miriam Ruiz

Los hijos de dos integrantes de la Organización Femenina Popular (OFP) en la ciudad colombiana de Barrancabermeja fueron amenazados de muerte, hechos que se suman a las 45 agresiones anteriores por paramilitares a esta organización de educación popular, denunció hoy la Red Mujeres de Negro.

Para recordar al mundo la violencia en que vive la población civil por causa del militarismo en Colombia y pedir al gobierno garantías para las activistas amenazadas de la Ruta Pacífica y la Organización Femenina Popular (OFP) en la ciudad de Barrancabermeja, la Red Mujeres de Negro llama a una protesta internacional para el próximo 14 de febrero.

Aunque las Mujeres de Negro expresan su oposición a la guerra los últimos martes de cada mes en Colombia, con el apoyo de las mujeres de la Ruta Pacífica y la OFP, piden ahora apoyo de la comunidad internacional.

A través de un comunicado, la red internacional pacifista señala como causas y consecuencias de la guerra colombiana: el mantenimiento de la inestabilidad en la zona por intereses políticos y económicos; la invasión económica y comercial por parte de grandes empresas extranjeras; la injerencia militar de otros estados y la hipocresía en cuanto al comercio de droga y de armamento, entre otros factores.

“Aunque muchos prefieran no hablar de guerra en Colombia, no cabe duda de que se trata de un conflicto armado, donde la violencia se ha convertido en la única manera de resolver cualquier problema,” indica el comunicado.

Y agrega que “no podemos estar de acuerdo con las afirmaciones de que la violencia es inevitable; ni la cultura del pueblo colombiano es violenta, ni las causas estructurales de la violencia son insalvables.”

Durante el año 2001, las activistas colombianas de la OFP recibieron 45 agresiones por paramilitares en la ciudad petrolera de Barrancabermeja, incluyendo el incendio de la Casa de la Mujer por lo que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ya dictó medidas de protección para ellas, aparentemente desoídas.

La OFP, lidereada por Yolanda Becerra, alimenta a 120 mil habitantes en el municipio de Magdalena Medio en comedores populares con un costo de 50 centavos de dólar por persona (cuatro pesos mexicanos) y por su esfuerzo para acabar con la violencia a través de la Ruta Pacífica de las Mujeres, la OFP recibió el pasado 8 de marzo un reconocimiento de las Naciones Unidas.

       
atención
información producida por cimac, comunicación e información de la mujer
disponible para periodistas y medios de comunicación impresos y electrónicos
por favor citen la fuente

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más