Inicio » Aprueba FDA vacuna para el cáncer de cuello uterino

Aprueba FDA vacuna para el cáncer de cuello uterino

Por la Redacción

Las autoridades de salud de Estados Unidos aprobaron la primera vacuna que protege contra el Virus del Papiloma Humano (VPH) que causa la mayoría de cánceres de cuello uterino.

La Food and Drug Administration (FDA) aprobó la Gardasil de Merck & Co. para las niñas y mujeres entre 9 y 26 años de edad, luego de que el panel asesor había cerrado la sesión sobre la vacuna en mayo pasado.

El Comité Asesor Nacional en Prácticas de Inmunización decidirá ahora si incluyen la vacuna en los programas rutinarios de vacunación, informó Health Day News/Hispani Care.

“Es algo formidable”, aseguró el doctor Michael A. Bookman, director de oncología ginecológica médica del Centro de Cáncer Fox Chase de Filadelfia son increíbles las posibilidades globales.

“Hoy es un día importante para la salud pública y la salud de las mujeres, así como para nuestra lucha continua contra enfermedades serías que ponen en peligro la vida como el cáncer de cuello uterino”, señaló Alex Azar, subsecretario del Departamento de Servicios Humanos y de Salud de Estados Unidos.

El cáncer de cuello uterino es la segunda enfermedad maligna más común en las mujeres en todo el mundo y se estima que causa unas 290 mil muertes al año.

En Estados Unidos se diagnosticarán unos 10 mil 400 casos nuevos este año y 3 mil 700 mujeres morirán por causa de la enfermedad.

La causa principal de cáncer de cuello uterino es la infección continua con VPH, especialmente los VPH-16 y VPH-18, que se transmiten por el contacto sexual.

El virus también causa lesiones precancerosas y benignas en el cuello uterino y verrugas genitales, además de que podría estar involucrado con algunos cánceres de boca y de ano.

Se calcula que 20 millones de hombres y mujeres en Estados Unidos, han sido infectados por el VPH pero, en la mayoría, el virus no muestra síntomas y desaparece por su propia cuenta.

En un estudio de dos años en el que participaron más de 12 mil mujeres, se halló que la vacuna era 100 por ciento efectiva contra cuatro tipos de virus del papiloma humano, las cepas 16 y 18, que son las responsables de casi el 70 por ciento de los casos de cáncer de cuello uterino, y las cepas 6 y 11, que causan el 90 por ciento de las verrugas genitales.

El laboratorio Merck ha dicho que su vacuna tiene el potencial de reducir la cantidad anual de casos nuevos de cáncer de cuello uterino en todo el mundo de 500 mil a unos 150 mil y reducir las muertes en más de dos tercios, a alrededor de 90 mil.

En la reunión de la semana pasada de la American Society of Clinical Oncology (ASCO) en Atlanta, los científicos reportaron que la vacuna Gardasil era también 100 por ciento efectiva contra las lesiones precancerosas de la vagina y de la vulva causadas por los VPH tipo 16 y 18.

“Este estudio muestra que la vacuna profiláctica desarrollada para prevenir el cáncer de cuello uterino podría en realidad prevenir también contra el cáncer de vagina y de vulva”, aseguró en una rueda de prensa de la ASCO el doctor Jorma Paavonen, principal autor del estudio y jefe médico del departamento de obstetricia y ginecología en la Universidad de Helsinki en Finlandia.

La mayoría de los expertos cree que mientras más pronto se administre la vacuna mejores resultados se obtendrán.

“Los chicos jóvenes responder mejor a las vacunas. Están listos inmunológicamente para responder mejor”, explicó Bookman. “También es preferible administrar la vacuna a chicas y chicos jóvenes antes de que sean activos sexualmente, y no sólo para el coito sexual sino para el sexo oral y cualquier forma en la que el virus pueda propagarse”.

Directivos de Merck precisaron que la vacuna podría utilizarse en niñas y mujeres entre los 9 y 26 años de edad, pero que funcionaría mejor si se administraba antes de que se volvieran sexualmente activas.

Sin embargo, algunos críticos han expresado la preocupación de que administrar la vacuna a niños podría fomentar el sexo entre menores.

Al igual que muchas otras vacunas, Gardasil necesitará de tres inyecciones en un periodo de seis meses.

Incluso con la vacuna, las mujeres aún necesitarán ser evaluadas para los casos de cáncer de cuello uterino causados por otros tipos de VPH, anotaron los expertos. Esto se logra con más frecuencia a través de la prueba de Papanicolau, que aún es un indicador bastante preciso de la condición del cuello uterino de una mujer.

06/LR

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: