Inicio » Argentina: “la lógica demencial del femicidio”

Argentina: “la lógica demencial del femicidio”

Por la Redacción

Continúa este recuento de tan sólo 10 casos de violencia contra las mujeres, de los muchos que se han cometido en este país latinoamericano, donde las víctimas son mujeres argentinas, como Ana María Domínguez y Natalia Merman, pero el agravio es para todas las del mundo.

El feminicidio no es sólo una forma de dominación, poder y control, es el fin de la esperanza, porque acaba con la vida. La evocación de las caídas nos recuerda que no ha terminado el sufrimiento.

ANA MARÍA DOMÍNGUEZ

Los uniformados también matan

Fue asesinada el 10 de abril de 2000 por un sicario contratado por su ex-marido José Nicolás Chain.

El 12 de abril de 2000, Chain, ex Oficial Inspector de la policía debía pagar 14.900 pesos por obligaciones demoradas (pensión), más otros 800 mensuales en un juicio por alimentos que acababa de perder. El hecho, para sus allegados, se constituyó en detonante del asesinato.

La crónica policial indica que el 10 de abril de 2000, Martín Sayaavedra sorprendió en su casa a la víctima, le aplicó una descarga eléctrica con picana y luego la asfixió.

La policía detuvo a Sayaavedra, quien cumple condena en el penal de Olmos. A los pocos meses fue detenido José Nicolás Chain quien logró una reducción de la prisión preventiva y salió en libertad.

En junio de 2004 se inició el juicio oral y público por la muerte de Ana María Domínguez. Chain y Sayaavedra fueron acusados de “homicidio calificado”, y a Chain se le sumó el agravante de presunto “instigador”.

El tribunal votó en forma unánime la condena a prisión perpetua para Saayavedra, y de reclusión perpetua para Chain. Sin embargo, el día que se leyó la sentencia, Chain se fugó. Como la sentencia fue apelada, no estaba firme el hecho que dio lugar a que se le permitiera salir de prisión, a pesar de que estaba prófugo desde hacía un año.

Finalmente la Cámara de Apelaciones de Mercedes revocó el beneficio y se ordenó nuevamente su detención, que se concretó el 23 de agosto de 2005 en una casa de Luján, la misma ciudad donde cometió el crimen.

El Ministro de Seguridad bonaerense, León Arslanian, pidió que se someta a juicio político al juez Bocacci, quien lo eximió de ir a prisión. El pedido fue aprobado por el Consejo de la Magistratura en agosto de 2006.

NATALIA MELMAN

Vendetta

Fue violada, torturada y estrangulada el 4 de febrero del 2001. Su cadáver fue hallado el 8 de febrero en una zona que ya había sido “peinada” por la policía.

Natalia se había negado a participar en una fiesta organizada para festejar el cumpleaños del comisario de Miramar. Una testigo afirmó que Natalia esa noche se encontró con su ex novio y un grupo de personas entre las que estaba Gustavo “el Gallo” Fernández, que dicen siguió a Natalia cuando se fue del baile.

La Justicia condenó a Fernández a 25 años de prisión. También condenó a los policías Oscar Echenique, Ricardo Suárez y Ricardo Anselmini a prisión perpetua y accesoria por tiempo indeterminado por homicidio triplemente calificado, violación agravada, y privación ilegal de la libertad calificadas.

Suárez era dueño de la casa donde se encontraron rastros de Natalia y donde, dicen, los policías acostumbraban realizar orgías. Anselmini fue visto cuando la introducía en una patrulla, y el ADN de Echenique apareció en los rastros de semen hallados en su cuerpo.

En octubre de 2006 la Cámara de Casación Penal bonaerense benefició a Fernández con la reducción de la pena (de 25 a 10 años de prisión), pero no recuperará su libertad -se encuentra alojado en Unidad Penal bonaerense número 30 de General Alvear- ya que purga otra condena por homicidio.

El beneficio surgió de la modificación del delito por el que se lo había condenado en septiembre de 2002. De ser coautor de “privación ilegal de la libertad agravada”, y partícipe primario de “abuso sexual agravado”, pasó a ser autor del delito de “rapto”.

También se redujo la reclusión a prisión perpetua de los tres policías, lo que les permitiría acceder a distintos beneficios en el futuro, entre ellos la libertad condicional.

06/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: