Inicio Atenco en alerta ante nuevo intento de despojo de tierras

Atenco en alerta ante nuevo intento de despojo de tierras

Por Anayeli García Martínez
trinidadramirez01cesarmartinezlopez

A ocho años de los operativos policiales del 3 y 4 de mayo de 2006 en San Salvador Atenco, Estado de México, para reprimir las protestas contra la construcción de un aeropuerto en la zona, Enrique Peña Nieto pretende revivir el proyecto que arrebataría las tierras de los ejidatarios.
 
Sin embargo, ahora el contexto ha cambiado y la estrategia es quitar las propiedades de manera legal, dice en entrevista con Cimacnoticias Trinidad Ramírez, una de las líderes del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra (FPDT), y quien desde 2006 acompañó a los presos políticos que se opusieron al despojo de sus tierras, así como a las 26 mujeres víctimas de violación sexual que aún no obtienen justicia.   
 
“Están legalizando la ilegalidad”, advierte doña Trini, como se le conoce, al explicar que ahora las decisiones no son del pueblo sino del comisariado ejidal, que –afirma la activista– “trae línea desde arriba”, ya que se trata de representantes de filiación priista que están buscando el cambio de “dominio pleno”, es decir que cada persona sea titular de la tierra y la pueda vender.
 
En opinión de la defensora, el anuncio de Peña Nieto –quien era gobernador en 2006 y avaló y aceptó su responsabilidad por los operativos– sobre la profunda reforma al campo y la reciente presentación de su Plan Nacional de Infraestructura 2014-2018 están encaminadas a privatizar los bienes naturales.
 
“No sólo es Atenco. Este modelo lo están aplicando en todos lados donde hay la intención de llevar a cabo los proyectos”, explica doña Trini.
 
De acuerdo con Ramírez, ahora se aplican los métodos priistas para convencer a la gente a vender su propiedad, así como en 2012 se convenció al electorado a votar por el PRI, ya que ahora en las comunidades aledañas se reparten tarjetas Soriana y dinero en efectivo, e incluso se ofrecen 20 mil pesos a quien convenza a siete más de ceder su tierra.
 
Además de Atenco, los pueblos de Tocuila, Nexquipayac y Acuexcomac corren el riesgo de desaparecer, alerta.
 
Los operativos policiacos de mayo de 2006 dejaron como saldo dos jóvenes asesinados, Alexis Benhumea y Javier Cortés, decenas de detenidos y 26 mujeres víctimas de abuso y violación sexual, 11 de las cuales denunciaron los hechos ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.
 
De acuerdo con el FPDT, desde 2008 se impuso otro proyecto gubernamental en la zona con el argumento de que se construiría una zona de mitigación y rescate del Lago de Texcoco como parte de un parque ecológico, mientras que por otra parte existe el plan de infraestructura conocido como “Ciudad Futura”.
 
Doña Trini precisa que la gente que en 2006 se alzó en lucha ahora sospecha de esos proyectos, ya que plantean dimensiones territoriales similares a las que en 2001 el gobierno federal intentó arrebatarles.
 
Por ejemplo –indica– en el caso del pueblo de Nexquipayac, en enero de 2010, se organizó una asamblea para aprobar el cambio de uso de suelo y la adopción del “dominio pleno”, de modo que en automático las tierras dejaron de ser ejidales para ser propiedad privada.
 
En el octavo aniversario de los operativos policiacos, Trinidad Ramírez asegura que en Atenco la población sigue con la firme convicción de no vender sus tierras, pero también con la demanda de justicia para las mujeres torturadas sexualmente y se castigue a los culpables.
 
14/AGM/RMB

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más