Inicio Aumento paulatino de mujeres con Sida en el país

Aumento paulatino de mujeres con Sida en el país

Por Guadalupe Cruz Jaimes

En México existe un aumento paulatino y permanente de la proporción de mujeres con el virus de inmunodeficiencia humana (VIH). En 1987 había 23 hombres con el Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (Sida), por cada mujer y en 2008, la relación fue de cinco a una.

En entrevista, Tamil Kendall, antropóloga, especializada en la problemática de mujeres y VIH en México y América Latina, señaló que las cifras hablan de un cambio dramático en la epidemia del Sida (el desarrollo del virus) en el país, “que describe la propagación del VIH hace 8 ó 10 años”.

“La mayoría de las personas siguen llegando al diagnóstico en un estado de salud deteriorado, no con VIH, sino con Sida”, añadió la especialista, asesora en VIH de Balance, organización promotora de derechos sexuales y reproductivos, que además de su trabajo de incidencia política, promueve nuevos liderazgos en mujeres con VIH.

Según la Organización de Naciones Unidas, en México hay unas 200 mil personas con VIH, de las que se calcula que una cuarta parte son mujeres. Del total de las personas con VIH en el país, sólo entre 40 y 50 mil están en tratamiento, ya que la mayoría desconoce su diagnóstico.

En México, como en la mayoría de los países latinoamericanos, la epidemia es concentrada, es decir, la prevalencia en la población en general es de menos del 1 por ciento, pero en algunas poblaciones es cinco veces más alta.

Estas poblaciones son las personas Usuarias de Drogas Inyectables (UDI), los hombres que tienen sexo con hombres y los trabajadores sexuales.

MUJERES UDI SIN ATENCIÓN

Entre las y los UDI, las mujeres tienen una prevalencia más alta que sus compañeros, un ejemplo son las habitantes de la frontera norte. De acuerdo con un estudio realizado en Tijuana, Baja California en 2003, la prevalencia del virus en las UDI fue de 6 por ciento, mientras que en los hombres que usan drogas inyectadas fue de 3.7 por ciento, citó Kendall.

Ello se debe, a “su contexto de vida y las jerarquías de género y las del mundo de uso de drogas. Por ejemplo, es común en una pareja que usa drogas, el hombre usa primero la jeringa y luego la pasa a la mujer”.

Además, “las personas nuevas en el consumo, o no pagaron la droga o tienen menos poder social, por lo que usan las jeringas después de los demás, muchas veces esas personas son las mujeres”.

“También es común que el hombre introduzca a su pareja al uso de estas sustancias, por lo que él ha sido expuesto por más tiempo al VIH y ella como la novata adquiere el virus”.

De acuerdo con la investigación de Tamil Kendall, las mujeres UDI no son mencionadas en el Plan Nacional de VIH, no hay acciones dirigidas a ellas en específico.

“TRANSMISORAS DEL VIH”

Con base en su investigación titulada “Promoviendo el acceso a los derechos reproductivos, mejorando la implementación de la prevención perinatal del VIH y la salud sexual y reproductiva de las mujeres con VIH en América Latina”, Kendall señaló que en las políticas públicas en México las mujeres son consideradas como “vectores de transmisión”.

Por ello, el Plan Nacional de VIH hace mención de las trabajadoras sexuales, “porque creen, en este imaginario social, que ellas son quienes tienen VIH y transmiten el virus a sus clientes, que puede ser el caso o no, ya que en sus relaciones de trabajo, las trabajadoras sexuales usan condón y promueven el uso de éste. Son educadoras sexuales para la prevención de virus”, indicó.

En este sentido, también menciona la prevención y atención a mujeres embarazadas, “vamos a atenderlas, sólo para evitar la transmisión al hijo o la hija, sin tratar a la mujer por el interés en su propia salud”.

Las mujeres sólo son citadas en esos dos ámbitos, en el Plan Nacional de VIH, y las acciones planteadas para atenderlas no se han cumplido.

Prueba de ello, es que en 2007, sólo 5 por ciento de las mujeres embarazadas recibieron la oferta de servicios de antirretrovirales para prevenir la transmisión, según estimaciones de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre el VIH/Sida, mencionó Kendall.

10/GCJ/LR/LGL

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content