Inicio » Bolivia: acuerdan el derecho a la vida desde la concepción

Bolivia: acuerdan el derecho a la vida desde la concepción

Por Redaccion

En Bolivia “la Comisión de Derechos, Deberes y Garantías acordó que el derecho a la vida empieza desde el momento de la concepción. El único voto disidente a esta conclusión fue de la compañera Loyola Guzmán, que reclamó por el derecho de la mujer a decidir sobre su cuerpo, sobre su sexualidad y sobre su fertilidad”, dijo el Senador Gustavo Torrico, informa la Red Nacional de Trabajadoras/es de la Información y Comunicación (Red-ada).

También expresó que el informe de la mencionada Comisión, “?es simplemente una recomendación, pues el pleno de los constituyentes es el que tiene que votar para su aprobación, y obviamente éste va a ser un tema muy complicado”, agregó.

Consultado sobre el rechazo de organizaciones feministas, al informe de la Comisión de Derechos, Deberes y Garantías de la Asamblea Constituyente, que reconoce el derecho a la vida desde la concepción, el parlamentario destacó la existencia de tres visiones: una de carácter religioso y conservador; otra de corte liberal occidental, basada en el respeto a los derechos individuales, y la que se enmarca en la visión cosmocéntrica bajo los principios de equidad, complementariedad, reciprocidad y de búsqueda del equilibrio y armonía, donde prevalece el respeto a los derechos colectivos que comprende el vivir bien de mujeres y hombres.

En este marco, los derechos sexuales y reproductivos son parte importante de esta visión cosmocéntrica a partir de un abordaje de responsabilidad colectiva y no de derecho individual, frente a las posiciones mas liberales que de acuerdo al parlamentario son “?más occidentales?” y que en el fondo no es más que el deseo individual de hacer “lo que se me venga en gana”.

Por su parte, la feminista Julieta Paredes, de Mujeres Creando, sostuvo que la escasa presencia de mujeres al plantón convocado para el pasado 12 de junio frente a la Plaza Murillo, en contra del informe de la Comisión de Derechos, se debió a que “? está pesando 10 y hasta 20 años de políticas de género que no han contribuido a la autonomía organizativa y de pensamiento de las mujeres”.

En este contexto, las organizaciones de la Campaña 28 de septiembre y el Proyecto Mujeres Presentes en la Historia sostienen que no se debe ignorar las propuestas de las diferentes organizaciones de mujeres para el ejercicio de los derechos fundamentales de las mujeres, sin injerencia de tinte religioso.

USO DE ANTICONCEPTIVOS Y ABORTO

La Oficina Regional para las Américas de la Organización Mundial de la Salud (OMS) –Organización Panamericana para la Salud (OPS)– señala que Bolivia es el país de América latina donde hay un menor uso de la píldora anticonceptiva.

Según la OPS, un estudio del Centro Latinoamericano Salud Mujer (Celsam) proyecta que sólo el 1.22 por ciento de las bolivianas en edad fértil utiliza este método en el país.

En Latinoamérica, el primer país en usar la píldora fue Venezuela, con un 17.87 por ciento de las mujeres en edad reproductiva; le siguen Chile, 16.61 por ciento; Uruguay, 13.85 por ciento; Brasil 13.72 por ciento; Argentina 11.35 por ciento; Colombia 7.84 por ciento; Perú 4.90 por ciento; Guatemala 2.93 por ciento; Ecuador 2.49 por ciento, y Bolivia 1.22 por ciento.

La encuesta de Celsam revela además que en Bolivia, en 1990, el 0.70 por ciento de las mujeres en edad fértil usaba la píldora, en 2000 la cifra aumentó a 0.78 por ciento y en 2005 a 1.22, informa la OPS.

En cambio, la Encuesta Nacional de Demografía y Salud (Endsa) maneja cifras distintas de las del Celsam: 3.6 por ciento de las mujeres casadas o en concubinato dijo que usaba la píldora.

El estudio hecho en Bolivia, en 2003, indica además que el método anticonceptivo moderno más utilizado por las bolivianas es el dispositivo intrauterino (10 por ciento); en cuanto a los métodos tradicionales, con el 19 por ciento, el preferido por las encuestadas es la abstinencia periódica.

Según la Endsa de 2003, 650 mujeres mueren por problemas en el embarazo, el parto y el posparto, es decir, cada día dos mujeres fallecen por esta causa.

Del total de la población femenina que fallece, un 25 por ciento lo hace por cáncer y de éstas 63 por ciento por cáncer de cuello uterino. En la región latinoamericana, Bolivia tiene la tasa de mortalidad más alta por esta causa.

Las estadísticas también indican, informa la OPS, que sólo una de cada 10 bolivianas se hace el Papanicolau regularmente y que el 40 por ciento de los nacimientos ocurridos en los últimos cinco años eran no planificados, es decir, no fueron deseados en el momento en que la madre quedó embarazada.

“Lo anterior significa que las bolivianas tienen en promedio dos hijas o hijos más de los que desean concebir. En cuanto al aborto, se registran entre 15 y 20 casos diarios”, reporta la OPS.

07/GG/CV

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: