Con acceso a vacunas, sólo 0.2 de menores en zonas pobres

INFANCIA
   Presentan en Senegal informe sobre inmunización en el mundo
Con acceso a vacunas, sólo 0.2 de menores en zonas pobres
cimac | Dakar.- 20/11/2002

De no lograrse la cobertura mundial de vacunación, regresarán viejas enfermedades y aparecerán nuevas infecciones en el mundo, asegura el informe "Vacunas e inmunización: situación mundial", dado a conocer hoy por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El documento presentado en esta ciudad, capital de Senegal, en la segunda reunión de socios de la Alianza Mundial para Vacunas e Inmunización (GAVI), revela que sólo tres cuartas partes de los niños del mundo reciben vacunas esenciales y existen grandes diferencias entre el norte y el sur, y dentro de cada región.

Producido por la OMS, el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) y el Banco Mundial, el informe destaca los notables logros realizados en materia de inmunización durante el último decenio y se describen los problemas que quedan por resolver.

El documento señala que si bien las vacunas han salvado miles de millones de vidas el siglo pasado y siguen siendo la manera menos costosa de controlar la propagación de enfermedades infecciosas, no están llegando a las poblaciones que más las necesitan.

En las naciones desarrolladas la infancia tiene acceso a un mayor número de vacunas, más nuevas y más costosas, para protegerlos contra enfermedades infantiles graves, como la hepatitis y la infección por Haemophilus influenzae.

Sin embargo, en el África subsahariana sólo la mitad de las y los niños tienen acceso a la inmunización básica contra enfermedades comunes como la tuberculosis, el sarampión, el tétanos y la tos ferina. En las zonas pobres y aisladas de los países en desarrollo, las vacunas llegan a menos de uno de cada veinte niños.

"En los países ricos tendemos a dar por descontada la ausencia de ciertas enfermedades", dijo la directora general de la OMS, Gro Harlem Brundtland, "pero en muchas regiones del mundo los niños mueren frecuentemente de afecciones comunes a esa edad, como el sarampión, que causa 700 mil defunciones por año".

En el informe se señala la escasez de inversiones de donantes como una de las razones principales de las enormes deficiencias de cobertura.

En la actualidad, expone el documento, la ayuda externa a los países en desarrollo para fines de inmunización es de unos mil 560 millones de dólares por año. Con una inversión adicional de 250 millones de dólares por año se podrían administrar vacunas básicas por lo menos a otros 10 millones de niños.

Con 100 millones de dólares más por año se sufragarían los costos de vacunas más nuevas, como las vacunas contra la hepatitis B y contra Haemophilus influenzae b (Hib). Se calcula que cada año la primera enfermedad 520 mil defunciones en todo el mundo y la segunda mata a 450 mil niños en los países en desarrollo, advierte la OMS.

Otro factor para explicar la cobertura baja de vacunación, agrega, es que los países en desarrollo invierten muy poco en la inmunización. Por ejemplo, los países de bajos ingresos gastan no más de seis dólares por persona por año en la salud, incluida la inmunización.

En esos países la cobertura de vacunación no aumentará sin una mejora de los sistemas de salud, un fortalecimiento de la infraestructura, un fomento de la prestación de servicios de salud y el desarrollo de aptitudes para la gestión, señala la OMS.







       
atención
información producida por cimac, comunicación e información de la mujer
disponible para periodistas y medios de comunicación impresos y electrónicos
por favor citen la fuente

El servicio informativo se realiza gracias al apoyo
brindado por las siguientes instituciones:
John D. and Catherine T. MacArthur Foundation, UNIFEM,
Partner of the Americas, Fundación Heinrich Böll,
GLAMS y The William and Flora Hewlett Foundation.