Inicio Deficiente y limitada la Ley de Cuotas

Deficiente y limitada la Ley de Cuotas

Por Martha Martínez

La llamada Ley de Cuotas, que impide a los partidos políticos otorgar más del 70 por ciento de candidaturas a aspirantes del mismo sexo, es una contribución limitada a la participación política femenina y una recomendación de buena fe, consideró hoy el politólogo Carlos Sirvent Gutiérrez.

El coordinador del Centro de Estudios Políticos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), consideró en entrevista que la reticencia de los partidos políticos a aplicar esa ley limita sus alcances.

En entrevista con Cimacnoticias, el experto en procesos electorales pronosticó que las elecciones federales del próximo seis de julio no representarán un cambio favorable en la participación política de las mujeres.

“No estamos asistiendo a una gran transformación política…hasta ahora la Ley de Cuotas sigue siendo un mecanismo que modifica los porcentajes pero no obliga a los partidos políticos a cumplir el compromiso que desde hace varios años tienen con las mujeres del país”, opinó el experto.

Sirvent Gutiérrez dijo que esa ley tiene varios problemas ya que no especifica los lugares que las mujeres deben ocupar en las listas plurinominales ni los distritos en los que deben contender.

Estas deficiencias, indicó el experto, han ocasionado que los organismos políticos coloquen a las mujeres en distritos en los que se sabe que difícilmente ganarán.

Ante este panorama Sirvent Gutiérrez adelantó que el número de mujeres en la próxima legislatura seguirá siendo limitado a pesar de que por primera vez en la historia electoral del país una ley obliga a los partidos políticos a otorgar como mínimo el 30 por ciento de las candidaturas propietarias a las mujeres.

Aseguró que en los partidos políticos aún existe una negativa a aceptar la Ley de Cuotas y citó como ejemplo que para las próximas elecciones a las mujeres se les otorgó sólo el 29.5 por ciento de las candidaturas propietarias y nueve de los 11 partidos políticos del país recurrieron al voto directo como una artimaña para “incumplir de forma legal” esta ley.

Al hacer referencia a las propuestas de los partidos políticos el experto las calificó como “débiles y frágiles” que siguen reconociendo a la mujer como “un mecanismo que la familia utiliza para sobrevivir y no como un ente político”.

Para el experto, la presión social es lo único que podrá lograr cambios favorables en la participación política femenina ya que la reticencia de los partidos políticos es mas fuerte que la ley.

Recomendó a las organizaciones sociales de mujeres estar atentas no sólo a los procesos electorales del próximo seis de julio sino también al desempeño de los partidos políticos y sus propuestas a favor de las mujeres ya que su trabajo será el único instrumento que en lo sucesivo podrá promover una mayor participación política de las mujeres.

2003/MM/MEL

       
atención
información producida por cimac, comunicación e información de la mujer
disponible para periodistas y medios de comunicación impresos y electrónicos
por favor citen la fuente

El servicio informativo se realiza gracias al apoyo
brindado por las siguientes instituciones:
John D. and Catherine T. MacArthur Foundation, UNIFEM,
Partners of the Americas, Fundación Heinrich Böll,
GLAMS y The William and Flora Hewlett Foundation.

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más