Inicio Desencanto de mujeres jóvenes hacia la política

Desencanto de mujeres jóvenes hacia la política

Por Rafael Maya

Mientras en el Congreso de la Unión se celebró hoy con ceremonias solemnes el 50 aniversario del voto femenino en México, en las calles de esta capital las mujeres manifestaron posturas encontradas sobre la importancia de que las mexicanas se expresen en las urnas y la posibilidad de que con ese sufragio el país cambie para bien.

En un sondeo realizado hoy por Cimacnoticias, capitalinas de entre 19 y 60 años de edad y de diversos estratos sociales, opinaron sobre la trascendencia que tiene para sus vidas cotidianas y para la democracia en México el hecho de que desde 1953 las mujeres pueden votar y ser electas a nivel federal.

Para la mitad de las 50 consultadas (sobre todo entre las más jóvenes) el voto de las mujeres poco o nada ha contribuido a cambiar las condiciones de desigualdad y discriminación que todavía en pleno siglo XXI padece la población femenina (más de la mitad de los 100 millones de habitantes en México).

En cambio, para el resto de las entrevistadas la celebración por el 50 aniversario del voto femenino es “importante”, y piensan que a partir del derecho al sufragio las mujeres pueden opinar en política y a través de los años se han hecho presentes en “todos los ámbitos”.

Cabe resaltar que la mitad de las mujeres consultadas (sin importar su condición social o nivel educativo) dijeron desconocer sobre la conmemoración por los 50 años de que el presidente Adolfo Ruiz Cortines promulgó reformas a los artículos 34 y 115 de la Constitución, para otorgar a las mexicanas su derecho a votar y ser electas.

PESIMISMO FEMENINO

Las mujeres más jóvenes (desde vendedoras ambulantes hasta estudiantes universitarias) manifestaron desdén por la participación electoral de la población femenina e incluso rechazo hacia la política. El pasado 6 de julio –cuando se renovó la Cámara de Diputados–, del 60 por ciento de abstencionistas la gran mayoría fueron mujeres, principalmente jóvenes.

Mientras acomodaba algunas “chacharitas” de su puesto ambulante de cosméticos en la entrada del metro La Raza, Noemí Sánchez de 28 años dijo contundente: “Yo no voto porque ningún gobierno puede remediar la situación económica que padecemos”.

Sin empacho, reconoció su desconocimiento sobre la conmemoración de los 50 años del voto femenino. Y fue más allá al subrayar que para ella tal celebración no tiene ninguna importancia.

Mónica, de 19 años de edad, vende periódicos en los semáforos de la avenida Insurgentes. Aunque apuntó que votó el pasado 6 de julio, sostuvo con desenfado que el sufragio de las mujeres “no cambia nada, todo sigue igual”. Advirtió que al igual que ella, a las amigas de su edad les da igual votar o no.

Contrario a lo que pudiera pensarse, también las mujeres jóvenes con preparación académica y conciencia política expresaron su desencanto por la participación electoral y por los “escasos” logros de las mexicanas en materia de derechos femeninos.

“Me asquea la partidocracia”, exclamó Edith Kuri, de 31 años y estudiante de la maestría en Estudios Políticos y Sociales de la UNAM. A pesar de que reconoció la importancia de la conmemoración por la conquista “tardía” del voto femenino, expuso que el 6 de julio no fue a las urnas porque “ningún partido representó una opción para mí”.

Agregó que hay “desesperanza” en las jóvenes al ver que tras la alternancia del 2000 no hubo cambios, y que por el contrario ahora gobierna la derecha y hay más pobreza.

Melina, de 21 años, es integrante del Consejo General de Huelga en la UNAM y estudia en la Facultad de Ciencias. Para ella no hay vuelta de hoja: “No estoy de acuerdo con las elecciones, porque son como una válvula de escape con la que nos hacen pensar que así se resuelven los problemas del país”.

La joven explicó que la lucha por el voto de las mujeres fue fundamental, pero que ahora todavía persiste la desigualdad entre los sexos y pone como ejemplo la violencia contra las mujeres en Ciudad Juárez. Dijo que las cuotas de género son sólo un discurso: las mujeres en el poder también puede ser igual de “ojetes” que los hombres.

2003/RM/MEL

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más