Inicio Detrás de la estadística, mujeres que viven violencia

Detrás de la estadística, mujeres que viven violencia

Por Cecilia Lavalle*

Una de cada cinco. Trece de cada 10. 37 por ciento. 23 por ciento. Tres de cada 10. Una de cada tres. ¿Le dicen algo estos números? Es que los números son así. Fríos. Permítame le cuento que hay detrás de la estadística.

Magda brinca cada vez que escucha un ruido fuerte. Su pareja le jura que la ama, especialmente después de una golpiza. Se lo dice al oído mientras implora perdón y promete que nunca más.
Ella es una de cada cinco.

Sonia vivió cinco años con un marido que la golpeaba, hasta que lo abandonó. Regresó a vivir con su madre y buscó un empleo. Pero su marido no dejó de hostigarla. Un día, a la salida de su empleo, la apuñaló y, aunque no la mató, le dejó lesiones irreversibles.
Ella es trece de cada diez.

Brenda tiene ojos vivarachos, pero siempre mira hacia abajo. Vive a dieta. Dice que su marido opina que está gorda. Viste de negro, porque él suele criticar su gusto para vestir. Y nunca opina. Él siempre dice que se ve mejor cuando se calla.
Ella es 37 por ciento.

Ileana quiere trabajar. Pero su pareja dice que para qué tuvo hijos si no los iba a cuidar. Quiere comprarse unos zapatos. Pero del dinero que él le entrega para sufragar los gastos de la casa, le exige cuentas minuciosas y notas de compra. Casa, coche y negocio están a nombre de él.
Ella es 23 por ciento.

Claudia regresaba de la escuela cuando unos chavos la jalaron del cabello y la subieron a una camioneta. Cinco la violaron vaginal y analmente.

Ella es tres de cada diez.

Valeria tenía cinco años cuando su padrino ofreció cuidarla. Abusó sexualmente de ella y filmó las escenas que luego compartió con otros pederastas por Internet.
Ella es una de cada tres.

Los números son fríos. A menos, claro, que sepamos, que comprendamos, qué sintamos que tras cada unidad de esas cantidades siempre se encuentra una historia de dolor, de abuso, de violencia.

En México, de acuerdo con investigadoras del Instituto de Salud Pública, una de cada cinco mujeres sufre violencia de su pareja. Y trece de cada diez ha sido hospitalizada por lesiones significativas inflingidas por su pareja.

En 2006, la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares, reportó que 37.5 por ciento de las mujeres encuestadas sufrieron de violencia emocional y 23.4 por ciento de violencia económica.

De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud, tres de cada diez mujeres entre 16 y 49 años ha sido víctima de abuso sexual.

Y datos del Fondo de Naciones Unidas para la Mujer señalan que una de cada tres mujeres en el mundo es golpeada, forzada al sexo o abusada de otra forma en algún momento de su vida.

El día 25 de noviembre inició la campaña mundial 16 Días de Activismo contra la Violencia hacia las Mujeres, una campaña que feministas de distintas partes del planeta impulsan desde hace 17 años para que la violencia de género se sepa, se condene, se sancione, se prevea, se erradique y se entienda como un abuso a los derechos humanos.

Comienza el 25 de noviembre, Día Internacional para la
Eliminación de la Violencia contra las Mujeres. Y concluye el 10 de diciembre, Día Internacional de los Derechos Humanos.
Son 16 días para llamar la atención a las desigualdades de género y a su consecuencia más terrible: la violencia.

Son 16 días para revisar los números, mirar las estadísticas y evaluar cuánto se ha hecho para prevenir, cuánto para sancionar, cuánto para erradicar la violencia contra las mujeres.
Y también son 16 días por la esperanza.

La esperanza que nos entregan mujeres que luchan para sobrevivir a la violencia que han sufrido.

Y la esperanza que alimentan las mujeres que, incluso a riesgo de su vida, luchan para defender los derechos humanos de las Magadas, las Sonias, las Brendas, las Ileanas, las Claudias y las Valerias de mi país.

cecilialavalle@hotmail.com

*Periodista y feminista en Quintana Roo, integrante de la Red Internacional de Periodistas con Visión de Género.

07/CL/GG/CV

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más