Inicio DF, campo minado para las mujeres políticas

DF, campo minado para las mujeres políticas

Por Anayeli García Martínez

En esta capital las militantes de los partidos tienen que enfrentar la simulación en el cumplimiento de las cuotas de género, las pugnas de las corrientes internas, el acoso para que renuncien a sus aspiraciones políticas, y la falta de candidaturas cuando se trata de coaliciones electorales.

Natividad Cárdenas Morales, presidenta del Consejo Ciudadano Mujeres al Poder y especialista en participación política de las mujeres, acusó que las coaliciones partidistas reducen el número de mujeres que podrían competir por un cargo de elección popular.

Lo anterior toda vez que cuando los partidos van en coalición en la mayoría de las ocasiones deciden postular a un candidato o candidata que competirá representando dos o más institutos políticos, es decir se reduce el número de oportunidades.

En este proceso electoral en el DF ?donde se renovarán la Jefatura de Gobierno, la Asamblea Legislativa y las 16 jefaturas delegacionales?, el PAN y el Partido Nueva Alianza (Panal) decidieron ir solos en sus candidaturas, pero los otros cinco institutos políticos se unieron en dos coaliciones: Movimiento Progresista y Compromiso por México.

La coalición Movimiento Progresista está conformada por el Partido de la Revolución Democrática (PRD), Partido del Trabajo (PT) y Movimiento Ciudadano; mientras que Compromiso por México está integrada por el Partido Revolucionario Institucional (PRI) y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM).

De acuerdo con Cárdenas Morales, quien realiza un estudio sobre el cumplimiento de la cuota de género en senadurías y diputaciones federales, en el caso de las candidaturas a diputaciones locales los institutos también simulan cumplir las cuotas.

En consonancia con el órgano electoral federal el Instituto Electoral del Distrito Federal (IEDF) determinó que los partidos deben postular al menos 40 por ciento de candidaturas del mismo sexo para las 66 curules de asambleístas.

Si bien este fue un avance, Cárdenas Morales sostuvo que a nivel local los líderes de los partidos políticos también postularon a sus familiares, o bien, colocaron a las mujeres en distritos donde no han ganado durante las últimas tres elecciones.

Además explicó que cuando se integran coaliciones cambian los requisitos para contender por un puesto de elección, y en muchas ocasiones los partidos tienen que hacer acuerdos entre ellos para cumplir con la cuota de género.

Señaló que actualmente en el DF se utilizan las cuotas de género para “anular” las candidaturas de varones con quienes hay conflicto, y lejos de poner candidatas con experiencia, las acosan para que renuncien y poner en su lugar a mujeres sin trayectoria.

Criticó además que en la Ciudad de México no se vean nuevos perfiles femeninos con preparación política, pues hasta el momento los nombres de las actuales candidatas, si bien tienen historia y peso, “son los mismos de siempre”.

Puso como ejemplo de lo anterior a Alejandra Barrales (PRD), Araceli García Rico (PRI) y Rosi Orozco (PAN), candidatas de mayoría relativa al Senado por el DF.

12/AGM/RMB

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

Skip to content