Empleo doméstico: esclavitud para las niñas

VIOLENCIA
    México, sin instituciones de atención al fenómeno
Empleo doméstico: esclavitud para las niñas
Por: Miriam Ruiz
Cimac | México, DF.- 05/12/2005

Cerca de 40 mil niñas mexicanas, entre seis y 14 años, realizan trabajan como empleadas domésticas en condiciones casi de esclavitud, sin regulación alguna, por lo que especialistas en el tema llamaron a erradicar "una de las peores formas de trabajo infantil."

El trabajo doméstico de las niñas "es el de más bajo rango social, el menos regulado y el peor remunerado" denunció la doctora Norma Barreiro, directora de la organización civil Thais, que actualmente busca soluciones al problema desde el ámbito legislativo, en conferencia de prensa.

El fenómeno también se vincula con la trata de personas, puesto que estas niñas trabajadoras viven sin posibilidades reales de salir y retornar al hogar, coincidió Norma Barreiro con la diputada federal Angélica de la Peña, presidenta de la Comisión Especial de la Niñez, Adolescencia y Familias.

A estas niñas y adolescentes históricamente se les llama con los motes más despectivos, como "chachas", "gatas" o "criadas"; esta última palabra alude a que muchas llegan a vivir con una familia para tener alojamiento y comida a cambio de jornadas hasta de 15 horas lavando o cuidando niños más pequeños.

Cuando son de "planta" -viven con sus empleadores- se les niega el derecho a la educación, el trato con sus amistades, y viven en alojamientos francamente discriminatorios, abundó Barreiro.

Los daños pueden ser dramáticos, como los embarazos por violación en el hogar de sus empleadores. Pero también, informó la directora de Thais, una paulatina pérdida de identidad y autoestima, especialmente por ser jóvenes que migran desde zonas indígenas.

Barreiro se pronunció porque el trabajo doméstico a terceros, en el caso de las niñas, se clasifique en México como una de las perores formas de trabajo infantil, comparable con la explotación sexual o la minería en otras regiones del mundo.

Argumentó que se confunde esta forma de empleo con un asunto privado, lo que la convierte en una circunstancia difícil de regular. Por ello, y en concordancia con los compromisos internacionales "lo que no se puede regular, debería erradicarse."

SIN ATENCIÓN GUBERNAMENTAL

Aisladas en las casas de "sus patrones", quedan en el olvido institucional. "No hay ninguna institución de gobierno que tenga programas para esta población", lamentó Norma Barreiro, especialista por más de una década en trabajo infantil.

Jorge Schiaffino, secretario técnico de la Comisión de Empleo y Previsión Social y participante en la conferencia, consideró que desde el ámbito local nada se puede hacer y las soluciones tendrían que darse en los códigos civiles y penales de la federación.

Por su parte, la legisladora perredista Angélica de la Peña hizo notar que esta semana el Senado ratificará cuatro nuevas formas penales contra la explotación infantil que incluyen la trata y el turismo sexual infantil, con lo que se podría proteger a estas niñas.

Cabe señalar que la laboral es otra forma de violencia ejercida contra las mujeres y niñas, en el marco de la campaña internacional 16 Días de Activismo contra la Violencia hacia las Mujeres, que dio inicio el pasado 25 de noviembre.

Las integrantes de Thais presentarán los resultados preliminares de una investigación esta tarde ante las comisiones de Niñez, Adolescencia y Familias; Equidad y Género y Trabajo de la Cámara de Diputados federal, y el miércoles se reunirán con legisladores locales en la ALDF.

05/MR/YT