Inicio » En Chihuahua, una empresa le apuesta a la equidad de género

En Chihuahua, una empresa le apuesta a la equidad de género

Si una mujer hace el mismo trabajo que hace un hombre, tiene derecho a percibir el mismo salario, puntualiza Jorge Cruz Russek, director de Jidosha, empresa dedicada a la venta, servicio y refacciones para automóviles.

Las declaraciones del empresario sorprendieron a las decenas de mujeres que asistieron a la celebración del Día Internacional de la Mujer, organizada por el Instituto Chihuahuense de la Mujer en el Centro de Convenciones de esta ciudad, porque confesó además que su negocio, como muchos otros, no contrataba embarazadas y ahora sí lo hace.

Cruz Russek presentó el Modelo de Equidad de Género que instrumentó en su empresa a partir de agosto del año pasado.

Asegura que lo hizo convencido que este modelo beneficia de muchas maneras a las empresas, incluso elevando la productividad.

Se sabe que el treinta por ciento de las mujeres que realizan el mismo trabajo que hacen los hombres, ganan menos sueldo que ellos, indica.

Dice que muchos empresarios pagan sueldos más bajos a las mujeres con la idea que su percepción sólo es un complemento del ingreso familiar. Pero esa idea está completamente errada, porque es bien sabido que la mitad de los hogares están capitaneados por mujeres, señala.

Aclara que para conseguir el distintivo de equidad y género su empresa tuvo que hacer muchos cambios profundos, empezando por corregir el lenguaje y homologar sueldos, hasta establecer medidas para impedir el hostigamiento sexual.

La mitad de los puestos directivos que tiene Jidosha están a cargo de mujeres, presume y menciona como ejemplos las áreas de Finanzas, Contraloría, Recursos Humanos, Mercadotecnia y Comercial.

Confiesa que no es fácil instrumentar un modelo de esta naturaleza en una empresa que tiene 500 trabajadores, pero asegura que las bondades se empiezan a notar inmediatamente y con ello la aceptación de las y los empleados.

En los países desarrollados la participación económica de la mujer es fundamental por eso el nivel de vida que tienen sus habitantes es mejor, indica y opina que esa es la visión que deben tener las empresas mexicanas interesadas en progresar.

Dice que el primer beneficio que ha notado en su empresa es que ha mejorado el ambiente laboral. Esto es sencillo, si uno está a gusto se le nota, trabaja bien, está contento, explica y comenta que en su empresa más de la mitad de la planta laboral son mujeres.

Informa que un cambio sustancial que hizo Jidosha fue la forma de contratar a las y los empleados. Ahora no toma en cuenta el sexo, la edad, el número de hijos, ni el estado civil de los prospectos. Valora sus intereses, habilidades, aptitudes, experiencia, competencia y expectativas de trabajo.

Incluso los anuncios que publica en los periódicos para reclutar personal cambiaron para evitar la discriminación.

Estamos rompiendo paradigmas, cambiando esquemas, combatiendo la discriminación, puntualiza convencido de los beneficios que trae la equidad de género desde el punto de vista empresarial.

La equidad amplía las oportunidades, mejora el clima laboral, elimina la discriminación, optimiza los recursos humanos y, sobre todo, promueve una cultura más equitativa, apunta.

07/DV/GG/CV

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: