Inicio En dos décadas, Uruguay cambió

En dos décadas, Uruguay cambió

Por Isabel Villar

En las casi dos décadas transcurridas desde la Encuesta Nacional de Fecundidad realizada en 1986, el perfil demográfico del país experimentó cambios significativos: los matrimonios se redujeron a la mitad y las uniones de hecho, al igual que los divorcios y los nacimientos fuera de uniones legales, se duplicaron. Se incrementó fuertemente la fecundidad adolescente y se agudizó el envejecimiento de la población, a punto tal que la de Uruguay es la más envejecida de América.

Una nueva investigación, el Proyecto Género y Generaciones, miltidisciplinario e interinstitucional, financiado por el Fondo de Población de Naciones Unidas (UNFPA), dio cuenta de la realidad actual de este país. Su objetivo, producir conocimiento científico en temas vinculados a la salud sexual y reproductiva, los arreglos familiares y las generaciones, incorporar a las dinámicas de reproducción biológica las dimensiones de estratificación social, género, generaciones y derechos, y promover el uso de la evidencia para el diseño, implementación, evaluación y monitoreo de políticas públicas.

Los primeros resultados presentados en el marco de la conmemoración del Día Mundial de la Población refieren a la franja de 15 a 59 años; los que corresponden personas de 60 a 79 serán dados a conocer próximamente.

VIDA SEXUAL: VARONES MAS PRECOCES Y SATISFECHOS

De acuerdo al estudio, en respuesta al mandato de género, los varones inician su vida sexual antes que las mujeres: entre los 15 y los 16 años, sin desniveles importantes por nivel socioeconómico, educativo o de generaciones. Esos factores sí marcan diferencias entre las mujeres: se inician antes las más pobres (l7 años en el nivel bajo contra 19 en el alto).

Más de seis personas encuestadas declaran haber prevenido el embarazo en su primera relación, pero persiste un tercio de varones y mujeres que no lo hicieron. Los mayores índices de satisfacción sexual se observan en los estratos económicos más altos, pero en general el 75 por ciento de los varones considera que su vida sexual es satisfactoria y hasta muy satisfactoria; para las mujeres el porcentaje desciende a 72%, y hay un 8% que la evalúa nada satisfactoria.

Pese a que lo varones inician antes su vida sexual, se mantienen más tiempo sin vínculos de pareja; las mujeres, en cambio, tienden a enmarcar rápidamente el sexo en esa relación.

05/IV/GM

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content