Inicio » En extrema pobreza más de 1,200 millones de personas en países en desarrollo: UNICEF

En extrema pobreza más de 1,200 millones de personas en países en desarrollo: UNICEF

Por Silvia Magally

En los países en desarrollo más de mil 200 millones de personas continúan sumidas en la extrema pobreza, y la mitad de ellas son infantes, informó el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

En esos países, la desnutrición, la discriminación por razones de género, la atención sanitaria inadecuada, el VIH/Sida y los conflictos armados son pesadillas cotidianas que privan a los niños de la seguridad y la salud imprescindibles.

Las cifras revelan que cada día mueren 40 mil menores por desnutrición y diversas enfermedades, incluido el VIH/Sida, además por los efectos en el consumo de drogas.

Los niños y niñas sufren así los efectos de la pobreza, de las crisis económicas, el hambre, la carencia del hogar, las epidemias, el analfabetismo y el deterioro del medio ambiente, así como de la falta de un crecimiento sostenido en muchos países en desarrollo y de los problemas de la deuda externa.

Actualmente, hay más de 100 millones de niños que no reciben instrucción escolar básica; dos terceras partes de ellos, son del sexo femenino.

Además, cada año mueren 500 mil madres por complicaciones relacionadas con el parto, por lo que UNICEF llamó a promover la maternidad sin riesgo y atribuir particular importancia a la planificación responsable del tamaño de la familia y al espaciamiento de los nacimientos.

Mientras que el hambre y la desnutrición causan alrededor del 50 por ciento de las muertes de niños de corta edad, más de 20 millones de niños sufren desnutrición grave, 150 millones pesan menos de lo normal y 350 millones de mujeres sufren anemia nutricional.

Para el UNICEF las mujeres en sus diversas funciones aportan una contribución fundamental al bienestar de los niños, de ahí que sea imprescindible mejorar su condición e igualdad de acceso a la educación, la capacitación, crédito y otros servicios.

El organismo internacional observó que las altas tasas de mortalidad infantil, especialmente la neonatal, se deben a embarazos no deseados, el bajo peso al nacer, alumbramientos prematuros, los partos en condiciones que no ofrecen seguridad, el tétanos neonatal y las altas tasas de fecundidad.

       
atención
información producida por cimac, comunicación e información de la mujer
disponible para periodistas y medios de comunicación impresos y electrónicos
por favor citen la fuente

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: