Inicio En Tamaulipas, médicos colocan a mujeres DIU sin consentimiento

En Tamaulipas, médicos colocan a mujeres DIU sin consentimiento

Por Chantal Martínez Díaz, corresponsal

Perla Gacela forma parte de las estadísticas de muerte materna en Tamaulipas. No tuvo acceso a métodos anticonceptivos para prevenir un embarazo no deseado y fue víctima de violencia obstétrica por los médicos del hospital a donde acudió para ser atendida en su parto, quienes sin su autorización, le colocaron un dispositivo intrauterino que le provocó una sepsis irremediable.

Cansada de tocar puertas y no encontrar ayuda, María de los Ángeles Urbina Gallegos, madre de Perla Gacela, narra a Cimacnoticias cómo su vida dio un giro desde diciembre del año pasado, cuando Perla llegó al Hospital General “Norberto Treviño Zapata”, ubicado en la capital del estado, para tener a su hijo Valentín.

Ha pasado ya un año y el panorama no cambia: las cuentas del hospital y el sepelio de Perla siguen pendientes así como los diez mil pesos que quedaron a deber luego de la tragedia.

Mientras carga a Valentín, quien el pasado 9 de diciembre cumplió su primer año de edad, la madre de Perla recuerda que ésta se embarazó apenas cumplió los 17 años. Asegura que los doctores del Hospital nada pudieron hacer para salvar a su hija, quien falleció por una sepsis ocasionada tras colocarle el dispositivo intrauterino (DIU), sin su consentimiento.

“Nadie nos preguntó si ella quería el dispositivo y aunque tenía las plaquetas muy bajas como quiera se lo pusieron y le sobrevino una infección en el útero que finalmente la mató a los dos meses. Mi niña murió el 10 de febrero”.

Ángeles Urbina Gallegos denunció que en los hospitales públicos de la entidad, están colocando a las mujeres el DIU sin consultarles.

“Mi dolor es mío y de nadie más, pero lo cierto es que alguien debe hacer algo para detener estas pérdidas, a nosotros nadie nos avisó que le iban a poner el dispositivo”, aseguró.

Para Susana Collado, gineco-obstetra de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), este tipo de casos son “una violación flagrante a los derechos humanos de las mujeres”, toda vez que recordó, el artículo cuarto constitucional garantiza el derecho a decidir el número y espaciamiento de los hijos.

Agregó que este tipo de prácticas “habla no sólo de un trato inhumano y degradante, sino también de ignorancia en materia de anticoncepción, pues los dispositivos intrauterinos no son la única opción contraceptiva en el puerperio inmediato para mujeres que llevarán a cabo la lactancia materna”.

La muerte derivada del proceso reproductivo, dijo Susana Collado, es un ejemplo reprobable de la falta de justicia social y de la inequidad de género en la que se encuentran las mujeres, no sólo al interior de sus familias o comunidades, sino también ante el Estado, a través de la atención que reciben en los servicios de salud.

De acuerdo al Observatorio de la Mortalidad Materna, en Tamaulipas las jóvenes de 11 a 19 años, representaron en 2009, el 4.2 por ciento de la muerte materna en la entidad.

11/CM/LGL

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más