Inicio Flor Crisóstomo llama a Calderón a renegociar el TLCAN

Flor Crisóstomo llama a Calderón a renegociar el TLCAN

Por Redaccion

Este martes Felipe Calderón tomó, de último momento, la decisión de escuchar las palabras de Flor Crisóstomo desde su santuario en la Iglesia Adalberto, en Chicago, el mismo lugar donde otra mexicana inmigrante, Elvira Arellano, permaneció por más de un año antes de ser deportada a México.

Con su estancia en este santuario, Flor está desafiando una orden directa de deportación por parte del departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos. Es un acto de “desobediencia civil”, como lo califica ella misma en una carta dirigida a Felipe Calderón, consecuencia de “las leyes rotas de este país” y está dirigido para que el pueblo norteamericano vea y el Congreso actúe.

Emma Lozano, presidenta de Sin Fronteras, le entregó a Calderón la carta de Flor Crisóstomo en un almuerzo especial donde se reunió con líderes mexicanos de Chicago, en el McCormick Pier, después le leyó la declaración de Flor.

Aunque no respondió a las demandas de Flor –de renegociar el TLCAN y parar todos los acuerdos entre México y Estados Unidos hasta que cumplan con legalizar a las y los mexicanos indocumentados– Felipe Calderón escuchó respetuosamente. Sin embargo, “ahora necesita actuar”, apunta en un comunicado el grupo Familia Latina Unida Sin Fronteras “Santuario 08.

Respecto a que Calderón dijo que no debemos de entrar en confrontaciones, especificando que estaba hablando acerca de la estancia de Flor y Elvira en el Santuario, para Familia Latina Unida entrar a un santuario es “un acto de desobediencia civil no violenta y han tenido que tomar este acto tan extremo (Elvira y Flor), porque están siendo rodeadas de agentes armados con ametralladores y por agentes de seguridad nacional sólo por trabajar, eso si es una confrontación”.

Al respecto, Emma Lozano señaló que “vamos a seguir presionando hasta que América abra sus ojos y vea, que llegamos aquí obligados por sus tratados y acuerdos entre México y Estados Unidos para que después nos llamen delincuentes. No permito que me llamen una criminal. Es suficientemente difícil tener que vivir sin abrazar a mis hijos, mucho más ver los ojos de mis hijos con hambre, porque vivimos en la pobreza, la verdad es que TLCAN fue un error”.

Para Flor, el Caucus Hispano Congresional está ofreciendo al Congreso “una solución temporal” de dar visas por 5 años a quienes están aquí en los Estados Unidos sin documentos, en este momento antes de las elecciones presidenciales.

CARTA ABIERTA DESDE EL SANTUARIO

Dice textualmente la carta:

Señor Felipe Calderón:

A través de la presente y desde mi Santuario, reciba saludos de bienvenida a Chicago, de nuestro pueblo mexicano indocumentado.

Mi nombre es Flor Crisóstomo; he vivido los últimos 7 años de mi vida en este país. Me vi obligada a separarme de mis hijos a través de la crisis que acarreó NAFTA (TLCAN) a nuestro país, México.

Actualmente me encuentro refugiada en la Iglesia Metodista Adalberto aquí en Chicago. El gobierno de los EU me considera una prófuga y una criminal por no aceptar lo que pretendan imponerme; el día 28 de enero del año en curso me pedían que saliera del país y que no regresara.

Mi situación actual es sólo un ejemplo de la represión que vivimos a diario los más de 6 millones de mexicanas y mexicanos y nuestras familias en este país, la xenofobia y la ignorancia de grupos supremacistas y de gobernantes inhumanos ha crecido en proporciones muy altas; la forma de actuar de estos grupos y la falta de compromiso del Congreso de este país, mantiene al pueblo indocumentado viviendo en la oscuridad siendo perseguidos a diario, explotados y criminalizados; y sin formas de poder defendernos.

La ignorancia hacia lo que nosotros somos y aportamos a esta nación y a nuestro país y viendo la falta de compromiso por parte de ambos gobiernos me obligaron a tomar acción.

Este acto de DESOBEDIENCIA CIVIL ante las leyes rotas de este país, está dirigido a que el pueblo norteamericano vea y el congreso actúe. Pedimos también a ambos gobiernos que se comprometan ante esta crisis.

Con este panorama, yo pregunto, ¿está México preparado para recibir a los deportados y a sus familias? ¿Está preparado para garantizar la educación a niños ciudadanos americanos? ¿O se va preparar para defenderlos de todos estos ataques? Ustedes tienen la seguridad de tener a sus familias, de mirar a sus hijos todos los días, pero nuestras familias migrantes no tienen esa seguridad. No queremos que solamente nos escuchen.

Queremos que actúen con firmeza para defender a nuestras familias migrantes en los Estados Unidos.

Queremos que un acuerdo migratorio sea prioridad en la agenda de México unido y muy especialmente que sea el asunto de mayor importancia en la agenda de nuestro gobierno mexicano.

Hacemos un llamado al gobierno mexicano a que cese toda negociación sobre comercio, inversiones, antinarcóticos, y seguridad con EU hasta que resuelva en forma adecuada la situación de los indocumentados y de sus familias.

Hacemos un llamado al gobierno mexicano a renegociar TLCAN ya que desde hace catorce años ha sido el principal propulsor de la migración y separación de familias en México y de que se nos vea y trate como criminales en este país.

Hacemos un llamado a ambos gobiernos, a que se nos vea y se nos trate como seres humanos, con principios, valores familiares, y valores cristianos.

También pedimos a nuestro gobierno tomar en cuenta que, al no ser recibido por parte de este gobierno, manda el mensaje claro de falta de voluntad y compromiso ante esta crisis, y por tal motivo nuestro pueblo está en resistencia.

Señor Presidente Felipe Calderón, no me despido de usted sin antes invitarle a llegar a mi humilde iglesia, el único lugar que me acogió, cuando dije que no aceptaría ser parte de unas leyes rotas que pretendían utilizarme como símbolo de miedo, con el fin de enviar el mensaje de la auto deportación a mi pueblo.

Los más de seis millones de mexicanas y mexicanos y nuestras familias; damos las gracias por su atención.

Iglesia Metodista Adalberto
2716 W. Division St.
Chicago Il. 60622

08/CV/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más