Inicio Gays y lesbianas: matrimonio o la Santa Inquisición

Gays y lesbianas: matrimonio o la Santa Inquisición

Por Fabiola Calvo

Como regalo de navidad, la iglesia católica inició una campaña en contra del matrimonio de homosexuales propuesto por el gobierno del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) en una clara interferencia en las decisiones del Estado y de un gobierno elegido democráticamente.

La Subcomisión Episcopal para la Familia y Defensa de la vida señala que “ante el reconocimiento legal de las uniones homosexuales, o la equiparación legal de éstas al matrimonio con acceso a los derechos propios del mismo, es necesario oponerse de forma clara e incisiva”.

Hombre y Mujer los Creó es el documento que ataca sin ambages las relaciones entre personas del mismo sexo, pero se empeña en llamar a los feligreses a la “comprensión” para “las personas con inclinación homosexual”, a lo que los obispos que firman el documento, consideran “inclinación objetivamente desordenada”, “aunque no sea en sí misma pecaminosa”.

Pero pareciendo muy rosa la calificación “desordenada”, el escrito dice que es “una tendencia, más o menos fuerte, hacia un comportamiento intrínsicamente malo desde el punto de vista moral. Es el comportamiento homosexual el que es siempre de por sí éticamente reprobable, aunque habrá que juzgar con prudencia su culpabilidad”.

Parece que hablásemos de un nuevo modelo del Tribunal de la Santa Inquisición, porque lo que salta a la vista es que la Iglesia ha debido cambiar sus formas de acuerdo con los tiempos aunque su esencia siga intacta. ¿Acaso no juzgó en nombre de Dios los “pecados nefandos”?

Sí, esos delitos que consideró abominables e inconfesables en los que se incluían las relaciones sexuales entre personas del mismo sexo. ¿No fue la tortura, el miedo, la muerte a lo que se les recurrió para mantener el poder? o ¿la fe? Por fortuna hace unos años el Papa pidió perdón por el Tribunal de la Santa Inquisición. ¡Vaya equivocaciones! Y ahora, ¿nuevas equivocaciones?

En un documento del Comité Ejecutivo de la Conferencia Episcopal en junio de 2004 señala que: Las personas homosexuales, como todos, están dotadas de la dignidad inalienable que corresponde a cada ser humano. No es en modo alguno aceptable que se las menosprecie, maltrate o discrimine. Es evidente que, en cuanto personas, tienen en la sociedad los mismos derechos que cualquier ciudadano… ¿No es discriminación este nuevo señalamiento a los homosexuales?

Entre una declaración y otra los representantes de la Iglesia Católica no desperdician oportunidad para caldear los ánimos, así el arzobispo de Pamplona y vicepresidente de la Conferencia Episcopal, Fernando Sebastián, alertó sobre una “epidemia de homosexualidad”.

La Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales (FELGT) recordó que tales argumentos fueron utilizados por fascistas y nazis para encerrar a los homosexuales en cárceles o campos de concentración, además de ser un insulto y una coartada ideológica para que los grupos violentos agredan a gays, lesbianas, transexuales y bisexuales.

Han pasado años y años desde los oscuros tiempos del Tribunal de la Santa Inquisición: hoy, parte de la humanidad comprende que el amor y la actitud ante la vida no tienen sexo y, para que la sociedad occidental alcanzara la elaboración de derechos que día a día se recitan y se batalla para que se apliquen han pasado siglos.

Vale recordar que según encuesta realizada por el Centro de investigaciones Sociológicas (CIS) y publicada el pasado julio de 2004, el 66,2 por ciento de las y los españoles se mostró favorable al matrimonio entre homosexuales La Iglesia en su papel y el Estado en el suyo.

2005/FC/SJ

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content