Inicio » Isis y Quetzalcóatl, encuentro de deidades en Chapultepec

Isis y Quetzalcóatl, encuentro de deidades en Chapultepec

Por Redaccion

Isis, deidad femenina de Egipto, y Quetzalcóatl, la serpiente emplumada de Mesoamérica, son protagonistas de la magna exposición Isis y la Serpiente Emplumada, integrada por 335 obras maestras del Egipto faraónico y el México prehispánico, que se presentará en el Museo Nacional de Antropología (MNA) en la Ciudad de México, del 28 de febrero y hasta el 15 de junio próximos, la muestra temporal más grande que se ha visto en los 40 años de historia de ese recinto.

Tanto Isis como la deidad emplumada son dioses creadores y civilizadores a quienes se atribuye todo lo bueno y sabio. Quetzalcóatl, poeta americano, es el hacedor de milagros, gran mago como Isis. Si a esta última se le vincula con la estrella Sirio y con las inundaciones del Nilo, Quetzalcóatl se convertiría en el planeta Venus al inmolarse cuando llegó a la orilla de las aguas celestes, explica Miguel Ángel Fernández, director de la puesta, de acuerdo con un comunicado del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

“Pero Isis y Quetzalcóatl tuvieron otra semejanza a su favor: sus respectivos cultos fueron los más longevos y lograron sobrevivir, durante un tiempo, incluso a las nuevas religiones de los conquistadores extranjeros. Vale la pena asomarnos a ambas concepciones del pasado: la egipcia y la mexicana. Después de todo fuimos países de pirámides, de divinidades y utopías creadas por mortales”, señala el especialista.

La magna exposición ocupará una superficie ampliada ex profeso de más de 3 mil metros cuadrados, lo que la convertirá en la muestra temporal más grande que se ha visto en los 40 años de historia del MNA.

Para recibir esta exhibición de carácter internacional, recientemente el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) concluyó la remodelación de la Sala de Exposiciones Temporales del MNA, cuya superficie fue ampliada 200 metros cuadrados.

El recibidor del Auditorio Jaime Torres Bodet, la Sala de Culturas Indígenas de México, el vestíbulo principal del museo y la parte superior de éste, la denominada Media Luna, son los espacios que también albergarán parte importante de la colección que será expuesta en vitrinas piramidales y nichos blindados.

Bajo el mismo concepto museográfico con el que —hasta el pasado 13 de enero— cautivó al público en la Sala Poniente de la Antigua Nave Lewis, en el Parque Fundidora de Monterrey, Nuevo León; Isis y la Serpiente Emplumada ofrecerá, además, videos, cédulas electrónicas, sonorizaciones y hojas de sala.

En la inauguración de la muestra –que estará abierta al público de martes a domingo, entre las 9:00 y las 19:00 horas– se contará con la presencia de Alfonso de Maria y Campos, director general del INAH; Faruq Hosni, ministro de Cultura de la República Árabe de Egipto; y Zahi Hawass, presidente del Consejo Supremo de Antigüedades de ese país.

Isis y la Serpiente Emplumada, forma parte del ciclo Grandes civilizaciones, que impulsa el INAH desde hace más de una década y parte de una sólida colaboración entre el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, el Instituto Nacional de Antropología e Historia, el Consejo Supremo de Antigüedades en Egipto, y el Fórum Universal de las Culturas.

La curaduría de la exhibición corre a cargo de los arqueólogos con mayor renombre en Egipto y México: Zahi Hawass y Eduardo Matos Moctezuma. Asimismo, el asesor general en materia de colecciones, es el arqueólogo Felipe Solís, director del Museo Nacional de Antropología.

Reconocidos académicos —quienes participaron también en la conformación del catálogo de la muestra—, ofrecieron su asesoría, entre ellos, María Teresa Uriarte, Federica Sodi Miranda, Alfredo López Austin y Miguel León Portilla. El responsable de la museografía es José Enrique Ortiz Lanz, coordinador nacional de Museos y Exposiciones del INAH.

De acuerdo con el museógrafo Miguel Ángel Fernández, Isis y la Serpiente Emplumada es ya un hito no sólo como parte del citado programa de exposiciones internacionales, sino dentro de la museografía en México, pues representa un nuevo concepto de exposición más apropiado para el siglo XXI.

“Con este planteamiento museográfico, superior al del siglo anterior, vamos un paso adelante ya que por primera vez tenemos la ocasión de constatar la riqueza cultural, las diferencias y similitudes entre civilizaciones que estuvieron muy alejadas en tiempo y espacio, pero que reflejan preocupaciones y soluciones comunes al ser parte de una misma humanidad.”

“El doctor Miguel León Portilla ha definido a Mesopotamia, India, China, Egipto y Mesoamérica, como civilizaciones primarias. Ahora, en un momento inédito para la historia de los museos de México, entablamos un diálogo entre dos de estas culturas originarias, una por el Viejo Mundo y otra por el Nuevo Mundo, ambas poseedoras de un patrimonio arqueológico excepcional”, expresó.

PIRÁMIDES, DIVINIDADES Y UTOPÍAS

Bajo la supervisión de comisarios de ambos países, las 144 piezas de la civilización egipcia abarcan una temporalidad de aproximadamente 3 mil años, desde el Predinástico hasta la época Ptolemaica, abarcando 28 dinastías y diversos periodos. Por su parte, el acervo mexicano (con 191 obras mesoamericanas), incluye desde objetos olmecas que datan del 1,000 a.C., hasta mexicas del Posclásico Tardío (1,200/1,300-1,521 d.C).

Las colecciones que conforman el apartado de Egipto faraónico —dividido en 10 secciones— provienen de los museos de El Cairo y el Grecorromano de Alejandría; y de las zonas arqueológicas de Luxor, Karnak, Dendera y Aswan. Destacan las estatuas de dioses como Athor, Isis, Segmet, Horus y Anubis; una estatua de Ramsés II como Horus, un busto de Serapis, la tapa del sarcófago de la Dama Isis y la columna de Tutmosis IV, entre otros.

Mientras, la mitad del acervo mexicano que compone el sector dedicado al México prehispánico —integrado también por 10 temas— procede de distintas salas del MNA, y la parte restante de recintos del centro y sureste del país. Además cuenta con las aportaciones de diversos sitios fundamentales para la comprensión de Quetzalcóatl —en tanto deidad mesoamericana—, entre ellos Chichén Itzá y Tula.

Las piezas son de origen olmeca, maya, teotihuacano, tolteca, huasteco y mexica. Destacan obras recuperadas en hallazgos recientes, tal es el caso de diversos dinteles originarios de Chichén Itzá, en Yucatán, sometidos a una ardua labor de restauración. Se suman a la lista pórticos con figuras de atlantes, y representaciones de crótalos y caracoles, por citar algunos.

La museógrafa Patricia Real, encargada del montaje de Isis y la Serpiente Emplumada con la asesoría de Rogelio Granadas —responsable de la puesta en Monterrey—, detalló que el acervo egipcio será expuesto en la Sala de Exposiciones Temporales del MNA, en tanto que la colección mexicana estará dispuesta en la zona acrecentada.

“Hemos llevado a cabo varias adaptaciones a la Sala de Exposiciones Temporales del MNA para que cumpla con los requisitos necesarios para albergar una muestra de esta magnitud; esto nos dio la oportunidad de emprender un cambio integral de aire acondicionado y de instalación eléctrica, así como una ampliación de la propio sala, espacio ganado que permanecerá para las muestras por venir.”

“A su vez fue necesario diseñar una propuesta de recorrido, lo más coherente posible para no perder la secuencia de la exposición. La sala de Culturas indígenas de México está en el interior del Museo Nacional de Antropología, razón por la cual debió trazarse una señalización oportuna para la visita que, sin lugar a dudas, será numerosa”.

En el marco de una museografía de vanguardia que es una alegoría de los conceptos comunes de la pirámide y del inframundo, Isis y la Serpiente Emplumada guarda un adecuado equilibrio en las proporciones al intercalar piezas delicadas y pequeñas con otras cuyas medidas varían entre los 2 y 3 metros de altura, objetos elaborados en materiales que van del alabastro y la obsidiana, al marfil y el oro.

08/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: