Inicio Las maquiladoras también provocan problemas en Oaxaca

Las maquiladoras también provocan problemas en Oaxaca

Por Jessica Cecilia Martínez

Considerada como una panacea para el desarrollo y una posibilidad para que miles de mujeres y hombres tuvieran un empleo, la industria maquiladora se convirtió en la permanente explotación y violación de los derechos humanos de las y los trabajadores, primero en la frontera norte y después en todo el país, incluyendo Oaxaca.

Aunque de manera incipiente en esta entidad la industria maquiladora apenas ofrece mil 176 empleos, según datos oficiales, que contrastan con los más de 140 mil que existen en la ciudad fronteriza de Tijuana, Baja California, los problemas de quienes laboran en ellas son los mismos.

Idalia Ruiz Matías, asesora del Centro Independiente de Capacitación y Asesoría Laboral (CICAL), señala que en los últimos cuatro años han sido 60 las demandas que las y los trabajadores de la maquila han tenido que llevar hasta la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, entre ellas de las empresas Dos Lee Modas y Siato.

La panacea no es miel sobre hojuelas, apunta más adelante, al explicar que desafortunadamente hay mucha incidencia de violación a los derechos de las y los trabajadores originado por la complacencia de autoridades y la prepotencia de los empleadores.

Todo ello, agrega la abogada laboral, aunado a la permanente firma de contratos colectivos entre empresa y sindicatos charros o blancos, donde el personal no participa y, como es de esperarse, se estipulan prestaciones inferiores a las que realmente les corresponden, lo que además propicia la evasión fiscal.

La asesora del CICAL, organismo civil que ha elaborado una radiografía de las maquiladoras en Oaxaca, negó que éstas hayan generado desarrollo en los sitios donde se instalan, así como para quienes laboran en ellas, pues la percepción de salarios es mínima, además de carecer de seguridad social.

LABORABAN SIN SALARIO

La abogada laboral explicó que el caso más reciente es el de la maquiladora de ropa Dos Lee Modas, ubicada en la ciudad de Huajuapan de León, misma que adeuda la cantidad de un millón 668 mil 275 pesos a 85 trabajadoras.

Antonia Montes Rosales, empleada de la fábrica, explicó temerosa que la deuda de la empresa se generó desde la segunda quincena septiembre de 2003, cuando les dejaron de pagar bajo el argumento de falta de capital porque carecían de los permisos de exportación para vender la ropa.

Agregó que a pesar de ello continuaron trabajando. Cada día tenían que checar su tarjeta al entrar y salir, y coser más de 100 costuras, entre ojales, cuellos, mangas y puños, cuota que les fue asignada por el patrón.

El déficit ocasionó que entre septiembre y diciembre pasado la planta ubicada en el parque industrial, aledaño a la Universidad Tecnológica de la Mixteca, se quedara sin los servicios de luz y agua, provocando que las empleadas tuvieran que realizar sus necesidades “en el monte”.

Antonia, madre de cuatro hijos, explica que las trabajadoras ganaban entre 83 y 114 pesos diarios, por laborar entre las 8 de la mañana y las seis de la tarde, jornada ilegal de más de ocho horas sin recibir ningún pago por las horas extras, aunado a un permanente trato despótico.

La empresa, añade la abogada, no tiene ninguna disposición de pagar argumentando la falta de dinero, en tanto en la Junta Local de Conciliación y Arbitraje se desahoga una audiencia conciliatoria y ofrecimiento de pruebas, por lo que esperan tener una respuesta en dos o tres meses más.

Ruiz Matías manifestó que otra de las anomalías en que incurrió la empresa fue darlas de baja del Seguro Social indebidamente desde el pasado 15 de noviembre, sin avisar a las trabajadoras, quienes siguen físicamente en la factoría.

Asimismo, añadió que demás de suspender sus derechos para recibir atención médica, las trabajadoras laboraban sin cubre-bocas, lo que ponía en riesgo su salud ya que la pelusa podría ocasionar fibrosis pulmonar. Por otro lado, era permanente la recomendación para que evitaran embarazarse, aunque dijeron nunca despidieron a nadie por ello.

DE COREANOS A MEXICANOS

La maquiladora Dos Lee Modas fue instalada originalmente en la ciudad de Huajuapan de León en 1988 por empresarios coreanos, quienes a decir de Laura Ernestina Hernández Navarrete, otra trabajadora, maquilaban ropa para la empresa Reebok y Puma.

Sin embargo, ésta cambió de administración hace un año, quedando en manos del empresario regiomontano Alfonso Rodríguez, quien se habría comprometido a continuar el proyecto maquilando ropa casual para la empresa Viva, y fue entonces cuando iniciaron los problemas laborales, primero con el despido de unas 20 trabajadoras, luego suspendiendo el salario y finalmente su derecho a recibir atención médica.

Por otro lado, la asesora laboral de CICAL manifestó que actualmente la maquiladora Siato, ubicada en Suchilquitongo, Etla, también enfrenta problemas laborales por el despido injustificado de 23 trabajadores, luego que de la noche a la mañana cerrara sus puertas.

DESMANTELAN LA EMPRESA

A pesar de que las trabajadoras resguardan unas 300 máquinas de coser, personal de confianza del empresario Alfonso Rodríguez extrajeron 60 mil piezas de ropa que fueron confeccionadas el año pasado y que no pudieron exportarse por la mala calidad del producto.

“No queremos la ropa, porque es de tan mala calidad que sólo con un poco de agua se deshace”, explicó uno de los pocos varones de que laboran en esta empresa y quien se desempeñaba como supervisor, Guillermo Galindo Martínez.

Al igual que en el norte del país, la industria maquiladora deja sin empleo a cientos de personas en Oaxaca, que ahora enfrentarán un largo litigio en una Junta Local de Conciliación y Arbitraje inmersa en el letargo de la burocracia.

04/SJE/GMT

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más