Inicio Los promedios ocultan las desigualdades

Los promedios ocultan las desigualdades

Por María de la Luz González

Los promedios nacionales ocultan las desigualdades regionales y una prueba es el Informe sobre Desarrollo Humano 2004, según el cual México está entre los países con un nivel de desarrollo humano medio, cerca de las naciones con desarrollo humano alto, pero los índices de algunos estados y municipios son similares a los de países africanos.

El informe, presentado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), registra los niveles de desarrollo humano a partir de indicadores sobre salud, educación e ingreso, y asigna a México un Indice de Desarrollo Humano (IDH) nacional de 0.793, muy próximo a los países con IDH alto, cuyo índice es de 0.8 o superior (El valor máximo es 1).

Sin embargo, ese valor promedio se reduce de manera significativa al hacer el análisis entidad por entidad y salen a la luz marcados contrastes, como el hecho de que el Distrito Federal alcanza un IDH comparable al de la República Checa, mientras Chiapas tiene niveles semejantes a los de Argelia.

De hecho, Chiapas y Oaxaca registran un IDH inferior al de los territorios ocupados de Palestina y, comparados con América Latina, 13 entidades del país tienen niveles de desarrollo humano inferiores al promedio de la región y las 19 restantes se encuentran por arriba de la media.

En el análisis por municipios, las disparidades se acentúan todavía más y el informe concluye que si los municipios fueran clasificados como países, la Delegación Benito Juárez, del Distrito Federal, tendría un nivel de desarrollo similar al de Italia con un IDH de 0.91, mientras el IDH de 0.38 que tiene Metlatónoc, en Guerrero, es similar al de Malawi, en Africa.

Alrededor de 90 por ciento de los municipios mexicanos tienen nivel de desarrollo humano medio, 8.5 por ciento registra nivel alto y menos del 1 por ciento se ubican en niveles de desarrollo humano bajo

En el análisis por entidad, los cinco primeros lugares de la clasificación, con niveles de IDH superiores incluso a la media nacional son el Distrito Federal (0.8830), Nuevo León (0.8451), Coahuila (0.8284), Baja California Sur (0.8269) y Aguascalientes (0.8246). Los cinco últimos son Veracruz (0.7457), Michoacán (0.7422), Guerrero (0.7296), Oaxaca (0.7164) y Chiapas (0.7076).

En una comparación mundial, el Distrito Federal alcanza la posición 29, por encima incluso de países como Argentina y Hungría; Nuevo León se ubica en el sitio 38, mientras Guerrero se sitúa en el lugar 101, seguido de los territorios ocupados de Palestina, que ocupan el 102.

Oaxaca se ubica en la posición 105, después de El Salvador, Guyana y Cabo Verde; Chiapas ocupa el sitio 107, por debajo de Siria y sólo un lugar por arriba de Argelia, situada en el número 108 de la clasificación mundial del Informe sobre Desarrollo Humano 2004, que abarca 177 países.

El análisis municipal es el que mejor refleja las disparidades existentes en el país. El informe destaca que mientras la brecha de desigualdad en IDH entre las entidades es de 26.2%, entre los municipios alcanza 51.1%, es decir, más del doble.

El documento precisa que en Oaxaca se observan los extremos de desarrollo más distantes en una entidad federativa, pues ahí se encuentra uno de los municipios con mayor nivel de desarrollo, Santa maría del Tule, con un IDH de 0.86 (muy cercano al del Distrito Federal), pero también uno de los más bajos, Coicoyán de las Flores, con un índice de 0.39, parecido al de Metlatónoc.

Esta disparidad contrasta con la que registra Baja California, donde el municipio más desarrollado tiene un IDH de 0.83 y el de menor desarrollo uno de 0.80, señala el informe y destaca que los 15 municipios del país con más alto IDH están en ocho entidades: seis pertenecen al Distrito Federal, dos a Oaxaca, dos a Nuevo León, dos a Querétaro y, los tres restantes, en los estados de México, Morelos y Chihuahua.

Por otra parte, indica, los 15 municipios con menor IDH están en solo cuatro estados: cinco en Chiapas, siete en Oaxaca, dos en Veracruz y uno en Guerrero.

Qué es el IDH

De acuerdo con el PNUD, el Indice de Desarrollo Humano es la ampliación de la libertad de los individuos para que puedan decidir lo que quieren ser o hacer, entre distintas oportunidades.

Entre las condiciones que permiten el ejercicio de la libertad, el PNUD eligió tres, para incorporarlos en un indicador objetivo, el INDH, que son: la posibilidad de tener una vida larga y saludable (salud), la adquisición de conocimientos (educación) y la oportunidad de obtener los recursos necesarios para un nivel de vida digno (ingreso).

El IDH puede ubicarse entre cero y uno. Si es igual a uno significa que se ha alcanzado el máximo posible en las tres dimensiones. Según el PNUD, una sociedad tiene un desarrollo humano alto si su IDH es mayor o igual a 0.8; medio, si oscila entre 0.5 y 0.799, y bajo si tiene un IDH igual o menor a 0.499.

05/LG/GM

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content