Inicio » Marchan mujeres vestidas de novia en Nueva York

Marchan mujeres vestidas de novia en Nueva York

Por Leticia Puente Beresford, corresponsal

Vestidas de novias un numeroso grupo de activistas en contra de la violencia doméstica recorrieron este miércoles calles del Alto Manhatan y del Sur del Bronx con letreros que decían: “Papi, por favor, no mates a mi mami”.

La sexta marcha de las Novias contra la Violencia Doméstica en la ciudad de Nueva York se celebró en recuerdo de Gladys Ricart, asesinada el día de su boda en 1999.

Las novias, acompañadas de sus consortes vestidos de negro y de políticos, líderes comunitarios y personas de la comunidad, gritaban por la calle “Ella no es tu propiedad, ella es tu compañera”, con el propósito de llamar la atención sobre el efecto devastador que tiene la violencia doméstica en los latinos y otras comunidades.

Con la cara pintada de blanco y una soga en el cuello salpicada con pintura roja como símbolos del sufrimiento físico y psicológico que sufrió junto a su ex esposo, protestó ayer la dominicana Rosana Rodríguez, quien dijo “uso esta soga para representar el abuso psicológico, físico y económico del cual he sido víctima y por el cual aún sufro”.

Ella aseguró que vivió una “pesadilla” de cuatro años con su ex pareja de origen irlandés y agregó que el abuso persiste porque “me quitó la custodia de mi hija”.

“El tenía celos excesivos, era descontrolado y me maltrataba, pero cuando una está enamorada no se da cuenta y por eso estoy aquí, para despertar a las mujeres”, añadió Rodríguez.

Por su parte, Rosita Romero, directora del Centro de Desarrollo de la Mujer Dominicana, quien organiza el evento aseguró, que son muchas las mujeres que mueren en la comunidad a manos de la persona que se supone que la quiere.

“No sólo que mueren, sino que soportan años tras años golpes, abusos, vejaciones, insultos y nosotros creemos en la liberación de la mujer, en que la mujer debe llevar una vida plena, y por eso queremos ayudar”, dijo Romero.

Guillermo Linares, comisionado para asuntos migratorios en la ciudad de Nueva York, dijo que la violencia doméstica es un mal que socava el bienestar familiar y el de la comunidad.

De su lado Yolanda Jiménez, comisionada para asuntos de Violencia Doméstica en la ciudad de Nueva York, dijo que en honor a Gladys Ricart y de otras víctimas, nosotros estamos creando en nuestra comunidad un sitio donde la violencia doméstica no puede existir.

Reveló que en Washington Heights hubo un homicidio este año relacionado a la violencia doméstica, y que comparado con dos del año pasado hubo un descenso de un 50 por ciento, pero advirtió que “un sólo homicidio es demasiado”.

Dijo que en Washington Heights, hasta agosto de este año, se reportaron 2,737 incidentes domésticos, un descenso de un 18.8 por ciento con relación al año pasado.

“En términos de homicidios en la ciudad, estamos viendo una disminución de un 8 por ciento, y estamos trabajando muy fuerte con la comunidad para que se mande un mensaje de que no podemos seguir tolerando la violencia”, dijo Jiménez.

Señaló que la ciudad tiene programas de prevención contra la violencia doméstica en los hospitales, y cuenta con líneas telefónicas de ayuda llamando al 311, y albergues, servicios legales y consejería.

Otra manifestante, Janet Taveras, llevaba en su velo de novia recortes de periódicos con titulares de casos de violencia doméstica, dijo que ella había sido una víctima de este flagelo y que gracias a la consejería logró liberarse.

Las novias se reunieron con el presidente de El Bronx, Adolfo Carrión hijo, quien desde hace varios años realiza el DiVA Spa, un inmenso salón de belleza donde mujeres, víctimas o no de violencia doméstica, reciben valiosa información sobre cómo evitar o salir de este problema, mientras reciben otros servicios gratuitos.

Durante la protesta estuvieron presentes Melina y Juan Ricart, sobrina y hermano de Gladys Ricart respectivamente. El hombre dijo que “todas las mujeres tienen derecho de vivir en paz” y que las marchas no se acabarán hasta que no paren los abusos y crímenes contra las mujeres.

06/LP/LR/LM

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: