Inicio No es descabellada una reforma con perspectiva de género

No es descabellada una reforma con perspectiva de género

Por Lourdes Godínez Leal

Ni descabellado ni poco viable hacer una propuesta de reforma fiscal con perspectiva de género, consideró este día Lucía Pérez Fragoso, coordinadora de la organización civil Equidad de Género, Ciudadanía y Trabajo.

En entrevista, la especialista en economía refutó las declaraciones de las diputadas priista Esthela Ponce Beltrán y la perredista Dolores Padierna, en relación a que no puede haber una Ley de Ingresos y Presupuesto de Egresos con perspectiva de género.

La economista explicó que esto sí sería posible pero requiere de un trabajo de investigación. En primera instancia, aseguró, se tendría que tomar en cuenta el impacto diferenciado que tienen las políticas públicas en las mujeres y hombres y es que actualmente, continuó, las cargas tributarias son distribuidas de manera desigual dependiendo de los roles que jugamos en la sociedad mujeres y varones.

Además, dijo, ambos tienen necesidades e intereses diferentes, hasta la distribución del poder es desigual, las mujeres son las más discriminadas y su trabajo es devaluado.

Para Pérez Fragoso, quien se dedica a realizar estudios sobre presupuesto, es importante considerar la perspectiva de género en la Ley de Ingresos para visualizar las diferencias salariales, tipos de trabajo a los que acceden hombres y mujeres y las horas que cada uno dedica al trabajo porque esto, dijo, ayudaría a comprobar que son diferentes los efectos que tienen las políticas públicas en ambos sexos.

Es importante, agregó, incorporar a la reforma fiscal una perspectiva de equidad de género que tenga en cuenta la distribución inequitativa del poder que existe en la sociedad.

Sin embargo, apuntó, tendría que hacerse un diagnóstico, es decir tiene que haber información desagregada por sexo para ver las diferencias en lo que gasta la gente pues ello ayudaría a ver en dónde están los impuestos que debe llevar cada grupo de la población.

Y ejemplifico: “Si las mujeres compramos más de un tipo de productos, como serían los alimentos, entonces vemos que una gran parte del ingreso de las mujeres se gasta en los bienes de consumo básicos, y si se gravan esos bienes, tienen un efecto especial en cada grupo de población”.

En algunos países con mejor distribución del ingreso, abundó la economista, hay quienes piensan que la política tributaria debe ser igual para todos y se debe redistribuir a través de la política del gasto.

En principio, dijo, esto podría ser una forma viable, aunque lamentó que en nuestro país aún no existan los mecanismos adecuados para redistribuir el gasto.

“Mientras no haya estos mecanismos que verdaderamente beneficien a la población más pobre, entonces esta política no será efectiva”.

Pérez Fragoso indico que las instancias públicas deberían contar con información desagregada por sexo en cuestiones tributarias, esto es acceder a información de cuánto y quiénes están pagando el Impuesto Sobre la Renta (ISR).

También, insistió, sería importante conocer cuáles son los trabajos donde hay más mujeres, cuánto aportan y cuánto están ganando.

Finalmente, la especialista consideró importante avanzar en este rubro en donde además, enfatizó, la sociedad civil, la academia y el Poder Ejecutivo tendrían que presionar para que pudiera llevarse a cabo.

03LGL/GMT

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más