Inicio Policías agredieron a campesinado en Agua azul

Policías agredieron a campesinado en Agua azul

Por Gladis Torres Ruiz/enviada

Más de 800 efectivos de la Policía Federal Preventiva (PFP), la Agencia Federal de Investigación (AFI), la Policía Federal de Caminos, Policía del estado y el cuerpo de granaderos agredieron a un grupo de campesinos de las bases de apoyo del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), quienes mantenían un bloqueo carretero en el crucero de Agua Azul, exigiendo la liberación de seis de sus compañeros detenidos el 13 de abril.

Al respecto en un comunicado de prensa, ayer el Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas (Centro Frayba), evidenció que con estas acciones el Gobierno de Juan Sabines Guerrero, apoyado por las autoridades federales, inició una ofensiva más contra las bases de apoyo del EZLN.

El bloqueo, señalaron los indígenas de Bachajón, inició el pasado miércoles 15 de abril, en la carretera federal Ocosingo-Palenque, a la altura de Agua Azul, para exigir a las autoridades federales y estatales la liberación de sus compañeros adherentes a La otra Campaña, los cuales fueron detenidos sin delito alguno el martes 14 de febrero por la policía estatal.

La acción realizada por las y los indígenas no fue total, es decir fue un bloqueo escalonado, sin embargo pretendían que fuera indefinido, hasta obtener una respuesta positiva por parte de las autoridades que acusan a los seis indígenas detenidos de asaltar camiones.

El pasado viernes por la tarde, por la carretera federal comenzaron acorrer visiblemente asustadas mujeres y niñas indígenas en dirección a la entrada de Ocosingo, quienes fueron a advertir sobre las personas que venían detrás de ellas, más de 800 efectivos de las policías federales y estatales quienes “desfilaron”, en sus automóviles frente a los autos que detuvieron para abrirles paso.

De acuerdo con el Frayba las policías pretendían desalojar por la fuerza el bloqueo carretero, pero los campesinos levantaron el bloqueo antes de que llegaran a la zona, con el objetivo de evitar confrontaciones.

A pesar de ello, los agentes federales y estatales agredieron a patadas al grupo de campesinos y derribaron la caseta de cobro que habían levantado en el cruce de Agua Azul, en la carretera Ocosingo-Palenque, hecho que podría considerarse como una clara ofensiva hacia las bases de apoyo del EZLN.

“Esta destrucción de la caseta es una violación grave a los derechos humanos de los ejidatarios adherentes a La Otra Campaña, y muestra claramente la intención del Gobierno federal y estatal, de acabar con su organización y resistencia en la defensa de su territorio y en contra de los proyectos neoliberales que pretenden despojarlos de su espacio”, puntualiza en su documento el CDHFBC.

Cabe destacar que los seis indígenas detenidos y acusados de “asaltantes de autobuses”, adherentes de la Otra campaña del EZLN, se han caracterizado por defender sus derechos territoriales en la zona de las cascadas de Agua Azul, por donde se tiene programada la realización de la autopista San Cristóbal de las Casas-Palenque.

El CDHFBC señala que tuvo conocimiento de la detención arbitraria y actos de tortura, tratos inhumanos y degradantes, y violaciones a las garantías judiciales contra las y los zapatistas.

09/GTR/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content