Inicio Presenta Monrovia alto índice de violaciones y violencia sexual. La situación se da paralela a un sistema de justicia lento y eficiente. P arte y Comparte, una de las mejores prácticas de juventud en Latinoamérica. Barreras de idioma impiden a indígenas

Presenta Monrovia alto índice de violaciones y violencia sexual. La situación se da paralela a un sistema de justicia lento y eficiente. P arte y Comparte, una de las mejores prácticas de juventud en Latinoamérica. Barreras de idioma impiden a indígenas

Por Redaccion

PRESENTA MONROVIA ALTO ÍNDICE DE VIOLACIONES Y VIOLENCIA SEXUAL. LA SITUACIÓN SE DA PARALELA A UN SISTEMA DE JUSTICIA LENTO Y DEFICIENTE

Monrovia.- La alarmante cantidad de violaciones y abusos sexuales contra niños, niñas y mujeres de Liberia—país ubicado en la costa oeste de África– se contrapone con la lentitud del sistema de justicia de Liberia, señaló IPS.

Diana Mah, del Grupo de Acción de Mujeres de West Point, informa que este organismo surgió en 2005 cuando advirtieron “que los hombres golpeaban a las mujeres y violaban a los niños, y ya no pudieron tolerar que se siguiera ignorando el problema.

Cuando los padres de una niña violada decidieron hablar, las mujeres comenzaron a denunciar los abusos y sentimos la necesidad de hacer algo, relató Mah. Así, la organización se creó tras la decisión de reclamar justicia a la Asociación de Abogadas de Liberia y al Ministerio de Género. Ahora, cuando una mujer sufre un episodio de violencia, nos hacemos cargo del caso. Llevamos a la víctima al hospital y denunciamos el hecho ante la justicia, apuntó.

El problema es que alguna gente no denuncia las violaciones por vergüenza y le dicen al menor que se calle. Cuando les preguntamos nos dicen ‘no, aquí no pasó nada’, relató por su parte Nelly Cooper, directora del Grupo de Acción de Mujeres de West Point —uno de los asentamientos más pobres de Monrovia, la capital del país.

La situación se agrava cuando el agresor compra con dinero el silencio de la familia de la víctima, agregó.

La inestabilidad política y la guerra civil que asolaron a este país hasta 2003 causaron estragos, causando la muerte a cerca de 250 mil personas, según datos del Grupo Internacional de Crisis. Pero el fin de la guerra civil no terminó con las prácticas violentas en Liberia, donde la violencia de género alcanza cifras alarmantes, en especial en lo referente a delitos sexuales contra menores.

La mayoría de los casos que recibimos son de menores de edad, indicó Oretha Brooks, abogada de la clínica de Violencia Sexual y de Género de Duport Road.

Las víctimas suelen acercarse a la clínica para hacerse un análisis de embarazo, para saber si viven con el virus de inmunodeficiencia humana (vih), causante del sida (síndrome de inmunodeficiencia adquirida), para recibir tratamiento, asistencia psicológica y asesoramiento para denunciar la agresión.

En los primeros seis meses de este año, casi 700 mujeres, niñas y niños fueron atendidos en la clínica por agresión sexual. Alrededor de 40 por ciento de las menores tenían entre 13 y 18 años, seguidas del grupo de entre cinco y 12. Se registraron también 77 menores de cinco años de edad violados, señaló Brooks.

En el mismo periodo hubo 100 violaciones en grupo, aunque la mayoría de las agresiones fueron perpetradas por una sola persona que, por lo general, conocía a la víctima.

La respuesta del sistema judicial ante la gran incidencia de delitos sexuales en Liberia es deficiente. La lentitud del proceso, en parte por la falta de recursos, lleva a la acumulación de casos y a que haya una enorme población carcelaria sin sentencia definitiva, lo que es un gran obstáculo para el procesamiento de delitos sexuales.

Cuando logramos que finalmente el caso sea estudiado, las víctimas ya debieron pasar por tantas instancias dolorosas y debieron ver al agresor, que se terminan hartando de la lentitud del sistema, explicó Kulah Borabor, abogada de West Point.

Actualmente, 140 detenidos por violación están en la Prisión Central de Monrovia, en espera de ser procesados.

PARTE Y COMPARTE, UNA DE LAS MEJORES
PRÁCTICAS DE JUVENTUD EN LATINOAMÉRICA

México.- El programa Parte y Comparte, impulsado por la organización mexicana Servicios a la Juventud (Seraj), fue designado como una de las mejores prácticas en políticas y programas de juventud en América Latina y el Caribe, en una selección donde participaron unos 600 proyectos de todo el continente.

Mejores prácticas en políticas y programas de juventud en América Latina y el Caribe es una convergencia regional de actores públicos, privados, no gubernamentales y académicos y de organismos de desarrollo internacional, para reconocer y compartir políticas y programas exitosos en materia de juventud, en el marco del desarrollo de la región, y del desarrollo en general.

Parte y Comparte es un programa que convoca a jóvenes estudiantes de educación media superior a realizar un servicio comunitario en localidades marginadas del país. Busca tender un puente entre las habilidades de los jóvenes y las necesidades concretas de la comunidad. Sirve, además, para los estudiantes liberen su servicio social.

Este año, por ejemplo, uno de los más exitosos del programa, participaron dos mil 500 brigadistas que se trasladaron a 508 comunidades de los estados de Chiapas, México, Morelos, Michoacán, Puebla, San Luis Potosí, Veracruz, Tlaxcala y el Distrito Federal.

El éxito de Parte y Comparte consiste que las y los jóvenes participan de manera corresponsable en iniciativas de superación de la pobreza y mejoramiento de vida, desarrolladas por organizaciones comunitarias e instancias gubernamentales, iniciativas que contemplan rubros como alfabetización, educación y salud con las mujeres de las comunidades que se visitan.

BARRERAS DE IDIOMA IMPIDEN A INDÍGENAS GUATEMALTECAS EJERCER PLENAMENTE SU CIUDADANÍA

Guatemala.- En los sistemas de salud y de educación las mujeres encuentran barreras idiomáticas que impiden su ciudadanía plena, situación que principalmente es responsabilidad del Estado, ya que relega los intereses y las necesidades de las mujeres a segundo plano y no promueve políticas públicas que favorezcan el desarrollo integral de las niñas y las adultas, informó Cerigua.

Hortensia Simón, de la Asociación de Política de Mujeres Mayas “Moloj”, afirmó que las mujeres indígenas encuentran dificultades para ejercer la ciudadanía, sobre todo, en los sistemas de salud, de educación y de justicia, ya que las instituciones del Estado encargadas de esos ámbitos carecen de políticas de atención especializadas en sus propios idiomas.

Las organizaciones recomiendan denunciar la violencia contra las mujeres, la intrafamiliar, la sexual y la económica; sin embargo, los funcionarios y los operadores de justicia no pueden atender a las denunciantes desde la perspectiva indígena, porque el Estado no ha promovido la atención especializada, aseguró Simón.

Las niñas indígenas experimentan situaciones de discriminación y exclusión durante los primeros años de estudio, debido a que la mayoría de centros educativos carecen de docentes expertos para impartir las clases en idiomas mayas, añadió la entrevistada.

YOUTUBE, CONTRA EL MALTRATO A MUJERES

Madrid, España.- YouTube, junto con la Cámara de diputados italiana, el Consejo de Europa y el estudio Cinecittá, organiza un festival de cortometrajes para combatir la violencia contra las mujeres y que permitirá a la persona ganadora exhibir su obra en la próxima edición del Festival de Venecia, informó AmecoPress.

Desde el 9 de septiembre los y las usuarias pueden ir al canal Action for women para participar en una pequeña encuesta que pretende descubrir el grado de conciencia que tienen sobre la violencia de género. Del 15 de septiembre al 1 de diciembre, cineastas noveles de 11 países europeos, entre ellos España, podrán elaborar cortometrajes originales denunciando la violencia contra las mujeres.

La diputada italiana Deborah Bergamini, miembro del Consejo Europeo y responsable de la iniciativa, declaró que “la clave de esta colaboración entre las instituciones y YouTube es ofrecer una forma diferente e innovadora de acercarse a una realidad que existe, además de convencer a la ciudadanía para que dejen de ser simples observadores y utilicen esta plataforma de video para tomar acciones y hacer frente a un problema.

Por su parte, Clara Rivera, responsable de marketing de Youtube España, afirmó que la violencia contra las mujeres es un grave problema que sobrepasa fronteras, culturas, clases, religiones y etnias. El director belga Jaco Van Dormael presidirá un jurado formado por representantes del sector cinematográfico europeo que se encargarán de elegir a diez finalistas entre los cortometrajes que participen.

Entre el 18 de diciembre de 2009 y el 15 de enero de 2010, la comunidad de YouTube votará a los finalistas; los y las ganadoras se anunciarán el 20 de enero, junto con los resultados de la encuesta.

09/AGM/LG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content