Inicio Procuraduría de Chiapas protege a funcionarios agresores

Procuraduría de Chiapas protege a funcionarios agresores

Por la Redacción

En el estado de Chiapas no sólo existe la violencia de género, sino también la institucional desde el momento en el que ministerios públicos (MP), agentes periciales y jueces, así como organismos oficiales de Derechos Humanos (DH), le dan la espalda a las mujeres que denuncian agravios en su contra.
 
El Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas (Frayba) afirmó que si bien la violencia de género cada vez es más denunciada por mujeres que se atreven a romper el silencio, poco eco han encontrado en las instituciones de procuración de justicia.
 
La organización civil culpó a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), a sus instancias como el Centro de Justicia para la Mujeres (Cejum), y al Poder Judicial local (PJ), de ser “omisos y poco sensibles” ante los agravios hacia las chiapanecas.
 
El Frayba señaló que instancias como la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) se han quedado en el discurso o la demagogia respecto a la defensa de los DH de las mujeres.
 
En lo que va del año, el Frayba ha atendido y asesorado 64 denuncias directas de algún tipo de violencia contra las mujeres: física (11), económica (cinco), psicológica (11), sexual (seis), patrimonial (ocho), institucional (10), familiar (11), y comunitaria (dos).
 
Los municipios donde se registraron los hechos son: San Cristóbal de Las Casas (43); Chamula y Teopisca (cuatro cada uno); Chalchihuitán (tres); Simojovel (dos), y Acala, El Bosque, Chilón, Las Margaritas, Huixtán, Yajalón, Ocosingo y La Trinitaria, con un caso cada uno.
 
El Frayba ha documentado que en las denuncias presentadas por las mujeres, tanto los jueces como el MP, al dictar sentencia o consignar, minimizan la violencia contra ellas, no lo consideran un tipo penal, no la tipifican adecuadamente, ni toman en cuenta los efectos que ésta causa, ni la reparación del daño.
 
Por otra parte, la agrupación dijo que la autoridad procuradora de justicia a menudo omite la realización de exámenes periciales, incluso habiendo lesiones, por considerarlas menores. Cuando el perpetrador de la violencia es un servidor público se acentúan las omisiones.
 
Y es que –abundó– la ineficacia del sistema judicial, su inadecuada aplicación de los preceptos nacionales e internacionales, y la discriminación contra las mujeres constituyen violencia institucional. “La violencia es tolerada de una manera sistemática por los órganos del Estado”, advirtió.
 
El Centro de Derechos Humanos consideró que la violencia de género es una violación a los DH fundamentales consagrados en las normas internacionales, y que el cumplimiento de las obligaciones relacionadas con los derechos de las mujeres implica una necesaria transformación social y de las relaciones entre los sexos.
 
TIPIFICAR ACOSO SEXUAL
 
En Tuxtla Gutiérrez, capital del estado, el movimiento Iniciativas Feministas, encabezado por Selene Domínguez y Dianne Padilla, exigió al gobierno estatal y en particular a las y los 41 diputados locales, tipificar el delito de acoso sexual contra las mujeres.
 
Las activistas calificaron a Manuel Velasco como el gobernador “más desinteresado” en la atención a la situación de las chiapanecas. “Hemos salido en diversas ocasiones en contra de la violencia y en contra del feminicidio, y sin embargo nunca hemos tenido una respuesta, ni ha hecho suyo nuestro reclamo, ni ha planteado incluir nuestras demandas en su agenda como gobernante”, criticó Domínguez.
 
Según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en México son asesinadas siete mujeres al día, lo que constituye un patrón arraigado en la sociedad mexicana. La violencia contra las mujeres prevalece en todas sus formas y lugares en todo el país: desde la discriminación laboral hasta los asesinatos.
 
El 25 de noviembre de 1982 comenzó a conmemorarse el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, pero sólo hasta 1999 la ONU otorgó carácter oficial a la efeméride para reconocer que la violencia de género es un fenómeno universal que implica una violación a los DH.
 
15/RED/RMB

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content